Vadillo: "No soy el candidato de los ocho apellidos vallisoletanos, pero conozco las soluciones de la ciudad"

Ha oficializado su concurrencia a las Primarias del PSOE a la Alcaldía de Valladolid y se enfrentará a Óscar Puente el 30 de noviembre El que fuera subdelegado del Gobierno promete "experiencia, coherencia, trabajo, compromiso y eficacia".

Cerca de dos centenares de militantes y simpatizantes del partido socialista han arropado al que fuera subdelegado del Gobierno Cecilio Vadillo, quien esta tarde ha anunciado oficialmente que concurrirá a las elecciones Primarias del PSOE a la alcaldía de Valladolid, previstas para el día 30 de noviembre y en las que se medirá al actual presidente del grupo municipal socialista, Óscar Puente.

 

Vadillo se autocalificado como “el candidato que no tiene ocho apellidos vallisoletanos” pero ha asegurado que conoce muy bien "los problemas y las soluciones que necesita la ciudad y los vallisoletanos". Cabe recordar que Cecilio Vadillo es natural de Pedrajas de San Esteban, aunque él ha confirmado que está empadronado en la capital y posee allí residencia.

 

Referente a las críticas que han surgido desde algún sector del seno socialista acusando al candidato de “foráneo”, Vadillo ha contestado que “si para ser candidato a la Alcaldía es necesario ser de Valladolid, que solo voten los nacidos en Valladolid; sería absurdo”, ha apuntado. Cecilio Vadillo fue concejal en Pedrajas de San Esteban, diputado provincial y subdelegado del Gobierno en Valladolid.

 

El ya candidato dice que se presenta motivado por su “voluntad de servicio con la sociedad” y porque "muchos militantes, simpatizantes y ciudadanos me lo han pedido”. Cree que puede aportar “experiencia, coherencia política dentro y fuera del partido, trabajo, compromiso, eficacia, trasparencia, austeridad, honradez y sentido común”.

 

No contempla perder las Primarias frente a Óscar Puente, cuyo trabajo en la oposición ha sido evaluado con un “aprobado”, y dice que hará una “candidatura ganadora” para alcanzar la “mayoría absoluta”, aunque estaría abierto al “diálogo y al pacto” con otras formaciones políticas en caso de necesitarlo. Cree que la experiencia municipal de Puente no será un hándicap “porque yo llevo más de un año y medio analizando con grupos de trabajo los problemas de Valladolid y sobre todo sus soluciones”.

 

Ha prometido ser un alcalde “comprometido con la ciudad 24 horas al día” y acepta el debate propuesto por Óscar Puente, aunque Vadillo dice que por el tono empleado por su adversario “más parece un duelo”.  Por último, critica que la ejecutiva federal prohíba el voto a Juventudes Socialistas en este proceso, “cuando sí lo han hecho para elegir secretario nacional y autonómico”. Tampoco comprende que se cierre la posibilidad de participar en esta votación a simpatizantes. “Ya sé que no lo contemplan los estatutos, pero es hora de que el PSOE mejore el partido y ofrezca más transparencia”, ha apuntado.