Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

Una residencia de ancianos de Zaratán indemnizará con casi 3.500 euros a una anciana por una caída

La mercantil Gero Real S.L, titular de la residencia del mismo nombre situada en Zaratán, ha sido condenada a indemnizar a una residente con casi 3.500 euros como consecuencia de una caída que la anciana sufrió en sus instalaciones en marzo de 2011.

La sentencia del Juzgado de Primera Instancia número 4 de Valladolid, ratificada por la Sección Tercera de lo Civil de la Audiencia Provincial, estima parcialmente la demanda de la perjudicada -reclamaba más de 5.000 euros-y resuelve condenar a la empresa titular de la residencia, ubicada en la calle Cañadón de Zaratán, al pago de una indemnización de 3.462,22 euros en favor de la perjudicada, Manuela G.S, por los siete días de hospitalización y los 47 en los que permaneció impedida a causa de las lesiones, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

  

El fallo judicial considera acreditado que la anciana, que padece Alzheimer, sufrió una caída en el centro que le produjo una fractura subcapital del fémur izquierdo y responsabiliza de lo ocurrido a la empresa titular, a la que recuerda la especial obligación que tenía de velar por su cuidado, aún reconociendo el riesgo inherente de caída de la perjudicada a causa de su propia edad y enfermedad.

  

"La parte demandada hace una errónea lectura de los hechos e interpreta que no tiene que dar explicación alguna, limitándose a rechazar su responsabilidad", advierte la sentencia, que añade que la mercantil condenada no llevó al juicio ni un solo testigo ni aportó grabación alguna para aclarar lo ocurrido.

  

"Esa falta de diligencia en la acreditación del cumplimiento de sus obligaciones, junto con la evidencia de que hay una absoluta falta de colaboración" son las que han llevado a condenar a Gero Real S.L. como responsable de la caída accidental de la demandante, representada en la causa por el letrado Juan Ramón Sanz Martín.