Una quincena de emprendedores de la zona de Tordesillas denuncia que un retraso de la Junta les impidió renovar ayudas

Una reunión entre emprendedores rurales de la comarca de Tordesillas y representantes del PSOE local, regional y estatal ha puesto de manifiesto la denuncia de los primeros que aseguran que el retraso de un año en el pago de las ayudas de la Junta de Castilla y León a los proyectos subvencionados por Grupos de Acción Local les ha impedido solicitar nuevos fondos entre julio de 2012 y mayo de 2013.

   

El encuentro se ha celebrado en el Centro Multidisciplinar Adaptado Forgeria, situado en la localidad de Geria, un proyecto puesto en marcha por dos emprendedoras y afectado por esta situación, por lo que el portavoz del Grupo Socialista en las Cortes de Castilla y León ha lamentado que la Junta ponga "en riesgo" proyectos beneficiosos "para el medio rural, la igualdad, la formación y la promoción de la enseñanza del español".

 

En el conjunto de la zona centro de la provincia de Valladolid, como ha detallado el alcalde de Tordesillas y presidente del Grupo de Acción Local, José Antonio González Poncela, existen unos 15 proyectos de este tipo que se han visto afectados por un retraso de casi un año en el pago de las subvenciones que la Junta de Castilla y León tiene que transferir a los Grupos que a su vez reparten los fondos a los titulares de los proyectos.

 

Se trata principalmente de una partida de 247.000 euros solicitada en mayo de 2012, de la que se recibió sólo una parte en julio del pasado año y hasta mayo de este ejercicio no llegó la transferencia de la totalidad.

 

Pero el problema es, además, que se trata de un tipo de ayudas cuya renovación no se puede solicitar hasta que no se recibe la convocatoria anterior, por lo que, según José Antonio González Poncela, muchos de estos promotores de "micropymes" no han podido solicitar las subvenciones de este año.

 

A ello se suman los "problemas para el acceso a la liquidez" con que se encuentran estos pequeños empresarios, pues según el presidente del Grupo de Acción Local las opciones de crédito para financiar las deudas son "nulas". De hecho, ha criticado que las entidades no dan préstamos porque el "garantista" que debería ser la Junta con las subvenciones "no paga".

 

De esta manera, en el encuentro, los empresarios y González Poncela han solicitado al Grupo Socialista en las Cortes, que estaba representado por su portavoz, Óscar López, que lleve la situación de estos proyectos al Parlamento regional. Además, en la reunión han participado también el senador socialista Emilio Álvarez Villazán y el secretario general del PSOE de Valladolid, Javier Izquierdo.

 

INICIATIVA EN LAS CORTES

 

Así, Óscar López se ha comprometido a llevar este asunto al debate parlamentario, pues ha recalcado que se trata de una "realidad muy gráfica y plástica" de cómo afectan los recortes del Gobierno de Castilla y León y de España "al empleo, al desarrollo de la mujer y al mundo rural".

 

Ha querido poner el ejemplo de Forgeria, una iniciativa que está "en riesgo" por los problemas con estas ayudas pero que puede aportar muchos beneficios a un entorno rural, como esta localidad de algo más de 500 habitantes. "Es un proyecto para la igualdad, porque corresponde a dos mujeres, está adaptado a personas discapacitados y trabaja en proyectos de formación, en muchos casos relacionados con la enseñanza del idioma español", ha apuntado.

 

"Iniciativas como ésta son estratégicas en Castilla y León y en todo el país", ha aseverado para reprochar que, sin embargo, la Junta aplica sobre ella nuevos recortes que se suman a los ya ejecutados en "la Sanidad, la Educación, la Dependencia y el transporte por ferrocarril".