Una nueva forma de llenar el depósito

La estación de servicio Repsol situada en El Pinar de Ávila ha inaugurado la primera instalación de GLP automoción o Autogas en la provincia de Ávila, que es el carburante alternativo más utilizado en el mundo. Es una mezcla de propano y butano  que tiene ventajas medioambientales y económicas

Entre las ventajas medioambientales podemos citar la reducción de emisiones de gases que influyen en la contaminación urbana, como son los óxidos de nitrógeno (NOx) y de partículas.;  y también ayudan a reducir el efecto invernadero por sus mínimas emisiones de CO2 .

 

En cuanto a las ventajas económicas el GLP tiene precio de 0,67 €/litro, “podemos tener un ahorro en la explotación del vehículo que pueden oscilar entre el 15 y el 35% con respecto a otro tipo de combustibles adicionales”.

 

Los vehículos para funcionar con este tipo de carburante pueden venir de fábrica ya reparados o podemos utilizar un vehículo de gasolina y adaptarlo “cualquier vehículo puede adaptarse a partir del 2001, pero sólo aquellos que cumplen con la Euro 3, se mantiene la instalación de la gasolina y simplemente se añade un kit de adaptación para funcionar con Autogas”.

 

Pero cada vez son más las marcas que venden vehículos de fábrica que vienen con equipación de serie Autogas. En la actualidad, unos 600 vehículos emplean Autogas en Castilla y León.

 

Y según las previsiones en 2015 la comunidad autónoma puede contar con un parque de unos 7.500 vehículos a GLP y unas 30 estaciones de servicio Repsol que lo suministren.

La estación inaugurada hoy, en El Pinar de Ávila (Polígono Industrial Hervencias II), es la primera estación de servicio de la provincia que lo suministra a través de Repsol. Pero ya hay 14 puntos de venta en toda la región; existen en todas las provincias excepto en Zamora y Soria, que se instalarán también este año. Y hay algo más de 180 puntos en el mercado español.

 

A finales de 2013 se quiere tener cubiertas todas las provincias de Castilla y León, “además de en los corredores (Aranda del Duero, Quintanapalla, Ponferrada, no sólo cubrimos la capital de provincia sino que cualquier cliente que se desplace por Castilla y León tenga donde repostar, con un punto de suministro a mano”.

 

En la actualidad, cerca de 600 vehículos emplean Autogas en nuestra región. En 2015 se prevé que la comunidad autónoma cuente con un parque de 7.500 vehículos a GLP y unas 30 estaciones de servicio Repsol que lo suministren.

Inauguración

 

El Teniente de Alcalde de Servicios a la Ciudad, Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible del Ayuntamiento de Ávila, Alberto Plaza, y el Director Territorial de GLP de Repsol en Castilla y León, Guillermo Méndez, han inaugurado hoy el suministro de Autogas en la provincia de Ávila, concretamente en la estación de servicio Repsol ubicada en El Pinar de Ávila (Polígono Industrial Hervencias II).

 

Con esta inauguración, que también ha contado con la presencia de la concejala delegada de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Ávila, Ruth Pindado, son ya 14 las estaciones de servicio de Repsol que ofrecen en Castilla y León este combustible alternativo, el más utilizado del mundo, con 21 millones de vehículos.

 

El Autogas, también conocido como GLP para automoción, es utilizado actualmente por más de 600 vehículos en Castilla y León, de los cerca de 11.000 que lo utilizan en todo el mercado español.

Este tipo de automóviles contribuye a mejorar la calidad del aire con sus bajas emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx) y de partículas. También ayudan a reducir el efecto invernadero por sus mínimas emisiones de CO2.

 

Las ventajas medioambientales de los vehículos con GLP les permiten beneficiarse de las ayudas públicas para incentivar el uso de vehículos eficientes y de bajas emisiones, como el Plan PIVE2 y el plan PIMA AIRE.

 

Interés municipal por el AutoGas

 

El Ayuntamiento de Ávila firmó el pasado 14 de febrero de 2013 un convenio con Repsol para impulsar el uso de Autogas en la ciudad y promover este tipo de vehículos en las flotas municipales.

La inauguración del suministro de Autogas en Ávila se incluye en el plan de Repsol para introducir este combustible alternativo en el mercado español, en el que cuenta ya con más de 180 estaciones que lo suministran. La previsión es seguir abriendo unos 100 nuevos puntos de suministro de GLP para automoción al año hasta 2015, de los que 30 estarán en la comunidad autónoma castellano-leonesa.

 

Castilla y León dispondrá, en el plazo de dos años, de unas treinta estaciones de servicio Repsol que suministren Autogas, para atender un parque estimado de unos 7.500 vehículos con esta tecnología en el conjunto de la  comunidad autónoma.

 

Los vehículos con Autogas tienen una tecnología ‘bifuel’ (el mismo motor puede usar indistintamente gasolina o GLP), y se pueden adquirir nuevos en las redes de concesionarios de las primeras marcas o transformar un vehículo usado con motor gasolina, en alguno de los 45 talleres homologados en la comunidad autónoma.