Una alfombra de flores para recibir a la Virgen de San Lorenzo

El arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez, ha pedido por todos los desempleados en un momento de "esperanza" ante la crisis, en su homilia en la eucaristía en honor de la patrona celebrada en la catedral.

El arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez, ha pedido por los desempleados en un momento de "esperanza" ante la crisis y por "la unión de los esfuerzos" y la "honradez solidaria" para luchar contra la "egoísta, injusta e inmoral" corrupción en su homilía de la misa de Nuestra Señora de San Lorenzo celebrada este domingo en la Catedral de Valladolid.

  

Asimismo, ha asegurado que el trabajo perseverante será "clave" para superar la situación actual que tanto "desazona" y que impide que el "horizonte de vida" de los jóvenes se despeje para que puedan proyectar "razonablemente" su futuro y ha pedido por el "respeto a la ética" sin la cual no hay sociedad "auténticamente humana".

  

Blázquez ha preguntado por qué no se analizan los niveles de la crisis actual para descubrir cuáles son las causas "éticas" y "antropológicas" que podrían arrojar "importantes respuestas" para salir adelante.

  

En su homilía, ha animado a los asistentes a "no olvidar sus cimientos", ya que, de hacerlo, quedaría una vida "desfundamentada", puesto que si se pierden las raíces, serían "estériles". Por ello, la fiesta de hoy manifiesta de dónde se viene y cuál es la vocación y el "sentido" de la vida.

 

Además, ha pedido a los padres de familia y abuelos que lleven a sus hijos y nietos a rezar ante la imagen de la Virgen de San Lorenzo, dada la "importancia" de la labor evangelizadora que la familia posee para que los niños entren pronto en comunicación con su "amigo" Jesús.

 

FE Y AMOR, "INSEPARABLES"

  

Por otro lado, Ricardo Blázquez ha incidido en la fe cristiana, la cual reconoce la dignidad "única" de cada persona, pero ha aclarado que esta no es la solución "automática" de todos los males, sino una "lámpara" que ilumina los pasos a través de un camino "oscuro".

  

También ha explicado que la fe y el amor son "inseparables", y que ambos se aprenden en el Evangelio, de ahí que la fe sin obras resulte "estéril",  por lo que ha dado gracias por el amor cristiano, ya que este es el responsable de que las relaciones entre los hombres se caractericen por la "fraternidad".

  

Finalmente, ha pedido a la Virgen de San Lorenzo que proteja a todas las familias vallisoletanas, que acompañe a los enfermos y que "interceda" por todos ante el Señor.

 

PROCESIÓN

  

Cientos de vallisoletanos han arropado a la Virgen de San Lorenzo en su procesión hacia la Catedral que ha concluido con la eucaristía de Ricardo Blázquez.

  

De la parroquia de San Lorenzo partió la procesión con la imagen de la virgen rumbo a la Catedral a través del centro de Valladolid, acompañada de autoridades civiles, como el alcalde de Valladolid, Francisco Javier León de la Riva; el presidente de la Diputación, Jesús Julio Carnero; y el delegado territorial de la Junta en la ciudad, Pablo Trillo-Figueroa; autoridades  militares y oficiales de la Policía Local, así como representantes de las cofradías y fieles de la ciudad.

  

Tras recorrer la Plaza Santa Ana, Calle Pasión, Plaza Mayor, Calle Ferrari y calle Catedrál, a mediodía, la procesión alcanzó la Catedral entre vítores y gritos de "Viva la Virgen de San Lorenzo".