Un único lobo mata a un ternero de 3 meses de vida en Garganta del Villar

Ternero muerto.

Tres agentes ambientales de la Consejería de Medio Ambiente certificaron la muerte por ataque de lobo, ocurrido en el Paraja de los Regajos. Todos los indicios indican que fue un único ejemplar de lobo el que acabó con el ternero, el primero que matan en la explotación del ganadero Julio Antonio González.

El animal, intacto, sin haberse comido nada el lobo, ha de ser incinerado, sin que lo puedan aprovechar ni las carroñeras.

 

UCCL-Ávila sigue sin entender el despliegue de efectivos medioambientales necesarios para certificar la muerte de una res (tres en el caso que nos ocupa), por el coste económico implícito que supone, frente a los pocos recursos que se destinan a los afectados por los ataques.