Un reloj recoge una cuenta atrás del tiempo que resta hasta nuestra muerte

Con el lema "haz que cada segundo cuente", el equipo de Tikker ha querido transmitir su filosofía de vida a todo el mundo.

Tikker es un reloj que resuelve la duda que todos en algún momento tenemos: de cuánto tiempo disponemos antes de que nuestra vida toque a su fin. Por macabro que suene, Tikker recoge una cuenta atrás del tiempo que resta hasta nuestra muerte.

 

Con el lema "haz que cada segundo cuente", el equipo de Tikker ha querido transmitir su filosofía de vida a todo el mundo, y qué mejor forma de hacer que con un reloj. La idea del "reloj de la muerte" surgió cuando el abuelo de Fredrik Colting, uno de sus creadores, falleció, lo que le hizo "pensar sobre la muerte y la transitoriedad de la vida, y me di cuenta de que nada importa cuando estás muerto. En su lugar, lo que importa es lo que hacemos cuando estamos vivos".

 

La experiencia de Colting se ha transformado en un prototipo de reloj que calcula el tiempo que le queda a quien lo lleve puesto –y que puede encontrarse en Kickstarter-. La cuenta atrás se basa en una serie de cálculos realizados en base a un cuestionario. "Es importante recordar que no es sobre cuánto tiempo tienes; es sobre lo que haces con él", han explicado los creadores.

 

Tikker es, en esencial, una filosofía de vida. "Si sabes cuándo va terminar el tiempo, harás que cada segundo cuente. Te aseguras de tener el momento de tu vida”.