Un fuerte vendaval y granizo causan numerosos destrozos en Tierra de Campos

El municipio de Villanueva de San Mancio fue el más afectado con destrozos en naves, vehículos y viviendas. El viento arrastró un camión de más de seis toneladas. Villafrechós y Tamariz registraron una fuerte granizada.

Un gran vendaval asoló en apenas quince minutos, a eso de las siete de la tarde, la localidad de Villanueva de San Mancio, tal y como ha asegurado su alcalde, Alberto Mulero, Este ha sido uno de los municipios más afectados por la fortísima tormenta de aire, lluvia y granizo. Otras poblaciones como Villafrechós y Tamariz también sintieron la tormenta y el pedrisco, con granizo del tamaño de pelotas de golf. Las lluvias anegaron algunas calles, locales y garajes.

 

En Medina de Rioseco se registraron daños, aunque por la caída de árboles en la carretera Nacional 601 -dirección León- en la cercana ermita de Castilviejo y en el Canal de Castilla. Algunas naves industriales también sufrieron destrozos de diversa consideración.

 

Sin duda, uno de los epicentros de la tormenta fue la localidad de Villanueva de San Mancio, donde el vendaval incluso volcó arrastró la caja de un camión de más de seis toneladas una veintena de metros. Además se arrancaron chapas de naves agrícolas, canalones, lunas de vehículos y el destrozo de un huerto solar. Los daños son "catastróficos" según el alcalde, aunque habrá que esperar para valorar todos los destrozos.