Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

Un convenio facilitará transporte a mujeres de 90 pueblos para hacerse mamografías en Valladolid

Consejería de Sanidad, Diputación de Valladolid y AECC firman un acuerdo para facilitar un autobús a mujeres de entre 45 y 69 años para acudir al Hospital Río Hortega a realizarse la prueba de detección precoz de cáncer de mama.

El consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado; el presidente de la Diputación de Valladolid, Jesús Julio Carnero y el presidente de la Asociación Española Contra el Cáncer de Valladolid, Javier Arroyo han firmado este lunes en Medina de Rioseco y acuerdo por el que se mejorará la accesibilidad de las mujeres del medio rural para acceder a los programas preventivos del cáncer de mama.

 

En suma se trata de facilitar el transporte, por medio de un autobús, a las mujeres con edades comprendidas entre los 45 y 69 años para que acudan cada dos años a realizarse una mamografía al hospital Río Hortega. Este acuerdo beneficia a más de 90 municipios de ocho zonas básicas de salid: Rioseco, Mota del Marqués, Villafrechós, Mayorga, Tordesillas, Villalón, Pisuerga y Valladolid Rural II, todas ellas pertenecientes al Área de Salud Valladolid Oeste.

 

Según han confirmado el propio consejero y el presidente de la Diputación “en las próximas semanas” está previsto que estas medida también se extienda al resto de la provincia de Valladolid. Incluso, Sáez Aguado pedirá al resto de las diputaciones de la Comunidad que pongan en marcha esta iniciativa. El coste del servicio de transporte es de 6.000 euros.

 

El presidente provincial de la AECC, Javier Arroyo, ha recordado que Rioseco lleva ya organizando esta iniciativa durante trece años, en los que ya se ha realizado 1.400 mamografías. Es por eso que la Ciudad de los Almirantes ha servido de escenario para la rúbrica del acuerdo precisamente en el Día Mundial Contra el Cáncer de Mama. Arroyo asimismo, ha develado que en la provincia de Valladolid se detectan cada año unos 300 casos de este tipo de cáncer. No obstante, ha querido ser optimista y ha explicado que cuando la enfermedad se coge a tiempo los casos de supervivencia rondan el 90%.

 

El consejero de Sanidad, por su parte, se ha felicitado porque el pasado año un 93% de las mujeres que debían acudir a realizarse una mamografía lo hicieron. De estas 29.000 mujeres, se detectaron precozmente 68 casos de cáncer de mama. Sáez Aguado ha defendido este programa como “útil, efectivo, eficiente y que contribuye a reducir la mortalidad de las mujeres, mejora su calidad de vida y la supervivencia de las afectadas por esta enfermedad”.

 

Asimismo, el responsable de la Sanidad en Castilla y León ha explicado que la Junta mantiene otros programas paralelos como el del consejo genético, el diagnostico genético predictivo y un programa pionero en salamanca por el cual los pacientes que han superado la enfermedad se realizan las revisiones pertinentes con su médico de familia y no en el servicio de oncología.

 

Por último, Sáez Aguado ha insistido en la importancia de la investigación y en los estilos de vida, evitando el sedentarismo y el tabaco, como factores de riesgo. Por su parte, Jesús Julio Carnero, presidente de la Diputación, ha explicado que con este programa se pretende por una parte, facilitar a las mujeres del medio rural este test de detección precoz de cáncer mama y también que no se sientan solas, al viajar con otras mujeres.