¿Te imaginas nadar en una piscina en las alturas con vistas a Londres?

El lujo llegará a Londres en 2018, cuando vea la luz el extravagante proyecto que se pretende llevar a cabo en la ciudad de construir un complejo de apartamentos a orillas del río Támesis.

El lujo llegará a Londres en 2018, cuando vea la luz el extravagante proyecto que se pretende llevar a cabo en la ciudad de construir un complejo de apartamentos a orillas del río Támesis, coronado con una piscina hecha completamente de cristal transparente en la que sus residentes podrán nadar con unas impresionantes vistas a Londres.

 

La piscina (25x5x3) es, sin duda, el plus de lujo que el futuro complejo de edificios que el Grupo Ballymore tiene proyectado construir en la capital de Inglaterra este mismo año, para que los futuros residentes puedan disfrutar tres años más tarde.

 

La situación de la piscina no es a la que estamos acostumbrados a ver, pues se situará culminando el complejo de edificios, a diez plantas sobre el suelo, y haciendo de puente entre ambos bloques en los que irá asentada una parte. La otra, la que queda "flotando" en el aire, estará construida con cristal transparente de 20 centímetros de grosor, lo que permitirá a los bañistas disfrutar de una experiencia única.

 

La 'Sky Pool', en inglés: piscina del cielo, que así la han apodado, fue un capricho de los arquitectos que están llevando el proyecto y que aseguran que será la primera piscina de estas características en unir dos edificios residenciales.

 

Si la próxima vez que viajes a Londres te gustaría sumergirte en las elevadas aguas de esta curiosa piscina, tan sólo tendrás que desembolsar las 600.000 libras en las que se están tasando los apartamentos más pequeños del complejo o hacerte amigo los millonarios vecinos del futuro barrio más nuevo de la capital.