Susana Díaz reclama a Rajoy que abra ya el diálogo, tras el "engaño" de Mas a los catalanes

Susana Díaz

La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha reclamado este lunes al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que abra ya el diálogo tras el "engaño" de ayer a los catalanes por parte de su presidente, Artur Mas, con la consulta.

En declaraciones al programa 'Espejo Público' de Antena 3, Díaz ha estimado que ahora es el momento de abrir una puerta a la esperanza a Cataluña y España y además de cumplir la ley, la política tiene que estar a la altura de lo que este país necesita.

Ha manifestado que lo que pasó ayer fue un "engaño a muchos y ha provocado otra confrontación entre los que se han frustrado de ver que eso no llevaba a ninguna parte y aquellos que se han asustado con la posibilidad de que les obligaran a renunciar a su nacionalidad española".

Según Susana Díaz, ahora es el momento de la política y lo que tiene que hacer el Partido Socialista es "abrir esa puerta a la esperanza a muchos ciudadanos" a los que hay que trasladarles que España es ese país atractivo del que nadie quiera irse. Ha destacado que el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, está hoy donde tiene que estar, en Cataluña.

En su opinión, ni el presidente del Gobierno "puede seguir contemplando esto desde un televisor ni Artur Mas puede seguir dando pasos hacia al abismo, que llevan a la sociedad catalana a ninguna parte".

Susana Díaz ha indicado que lo primero que debería hacer Mariano Rajoy es "abrir el diálogo en la Comisión Constitucional del Congreso de los Diputados". Ha indicado que hay que renovar la convivencia en este país y tenemos que seguir estando juntos.

Lo de ayer, según ha insistido, ha servido para volver a levantar un "muro de confrontación, más división y más enfrentamiento". Según ha recalcado, es el momento de dialogar, de hablar, de pactar y de encontrar un marco de convivencia para otros 30 años.

Susana Díaz ha estimado que lo que sí tenemos que votar todos es la reforma de la Constitución y ha señalado que ella no cree que la soberanía de España "sea divisible".

A su juicio, el problema es que Mariano Rajoy no sabe ni lo que tiene que hacer con España ni lo que quiere hacer con España, mientras que Mas está en una pugna con ERC "para ver quién domina el voto nacionalista".