Susana Díaz no supera la primera votación y deberá esperar al viernes

Susana Díaz

El PSOE de Andalucía se ha quedado solo en el apoyo a Susana Díaz durante la votación de investidura a la Presidencia de la Junta y la candidata deberá esperar hasta una nueva sesión el viernes en la que le valdría una mayoría simple.

La candidata a la Presidencia de la Junta andaluza, la socialista Susana Díaz, no ha logrado ser investida en la primera votación celebrada este martes ante el Pleno del Parlamento, al haber obtenido el voto favorable únicamente de los 47 diputados del PSOE-A y el contrario de los 62 parlamentarios de PP-A, Podemos, Ciudadanos e IULV-CA.

 

Susana Díaz requería una mayoría absoluta en esta primera votación para ser investida. El presidente del Parlamento, el socialista Juan Pablo Durán, ha fijado una segunda votación para el próximo viernes a las 11,00 horas donde prosperará la investidura si la candidata socialista logra mayoría simple --más votos positivos que negativos--, según establece el Reglamento del Parlamento y el Estatuto de Autonomía.

 

De este modo, para ser investida en esta segunda votación, Susana Díaz requerirá al menos de la abstención de 16 parlamentarios, lo que exige que se abstenga el PP-A --33 diputados-- o Podemos y Ciudadanos --15 y 9, respectivamente--. Caso de no conseguirse mayoría simple se podrán tramitar sucesivas propuestas que podrán ser sometidas a votación cada 48 horas.

 

Según establece el artículo 118 del Estatuto, si transcurrido el plazo de dos meses a partir de la primera votación --es decir, el 5 de julio--, ningún candidato hubiera obtenido la mayoría simple, el Parlamento quedará automáticamente disuelto y la presidenta de la Junta en funciones deberá convocar nuevas elecciones.

 

El plazo de dos meses que marca el Estatuto finalizaría el 5 de julio y la Ley Electoral de Andalucía establece en su artículo 14 que la fecha de las elecciones autonómicas "no podrá estar comprendida entre los días 1 de julio a 31 de agosto", por lo que el decreto de convocatoria no podría fijar la fecha de nuevos comicios antes de septiembre.