Solo un 5% de las viviendas de Valladolid cuenta con aire acondicionado

TRIBUNA

La demanda peninsular de energía eléctrica en el mes de julio de 2015 aumentó un 5,4% con respecto al mismo mes del año anterior.

Verano. Ola de calor. Temperaturas extremas. En este contexto el aire acondicionado se perfila como el gran salvador en la mayoría de los hogares. No obstante, solo un 5% de las viviendas de Valladolid cuenta con sistemas de refrigeración, según el metabuscador inmobiliario Nuroa.es, que ha cuantificado entre sus anuncios el número de viviendas con aire acondicionado por ciudades y lo ha comparado con el clima de cada zona. Sin embargo, protegerse del calor tiene también un importante sobrecoste, ya que, según los datos, las zonas con más aires acondicionados son también las áreas donde más se dispara el consumo eléctrico en verano.

 

Así, según datos del portal (que ha analizado las principales capitales de provincia españolas), las ciudades de la zona mediterránea, cuyo clima es más cálido, son las que tienen más sistemas de refrigeración en sus hogares, con una tasa que oscila entre el 18 y el 22% del total de viviendas. Murcia, con una temperatura media en julio de 27,2 grados, sería la capital de provincia de clima mediterráneo con mayor porcentaje de pisos y casas con aire acondicionado (22,6%), seguida por Sevilla (19%), Barcelona  (18,65%) y Valencia (16,87%).

 

Pero no sólo en la costa hace calor. La zona de España considerada de clima continental (buena parte del centro peninsular) es la segunda área, según Nuroa.es, con más viviendas equipadas con aire acondicionado. En esta zona se registran cifras de equipamiento que oscilan entre el 5% de las áreas más frías (como Valladolid, donde la media de julio se sitúa en 21,5 grados) hasta el 20,1% de Madrid. Otras ciudades de clima mediterráneo continental cuentan con equipamiento refrigerante en su parque de viviendas en un porcentaje inferior al 20%: . es el caso de Mérida (15,5%), Zaragoza (17,2%) o Toledo (19,9%).

 

En cambio, donde el aire acondicionado parece menos necesario, a juzgar por los datos, es en la zona Atlántica española. En esta área solo un 1,6% de las viviendas cuenta con sistemas de refrigeración. Así, las ciudades con mayor equipamiento son Santiago de Compostela (con una temperatura media durante agosto, su mes más cálido, de 20 grados y 1,73% de equipamiento refrigerante en los hogares) y Santander (que se queda en 19,9 grados en agosto y 1,73% de aires acondicionados).

 

Pero el aumento del uso de sistemas de refrigeración lleva aparejado otro dato: el incremento de la factura de la electricidad. Según datos de Red Eléctrica Española (REE), la demanda peninsular de energía eléctrica en el mes de julio de 2015 aumentó un 5,4% con respecto al mismo mes del año anterior, registrando los principales picos en las áreas más calurosas, principalmente de la zona mediterránea.

 

Así, se calcula que el consumo medio de un hogar (con una potencia contratada de 4Kw) es de 270 kilovatios. Sin embargo, en julio, debido al uso de sistemas de refrigeración, ventiladores y neveras, el gasto de energía se disparó hasta rozar los 300 de consumo medio por vivienda, convirtiéndose en el tercer mes con mayor consumo eléctrico del año, sólo superado por los más fríos del invierno como diciembre y enero (cuando se suele llegar a los 350 kilovatios de media cada año).