Tribuna mini Saltar publicidad
Cortinilla bose tribuna va 800x800px file

Silván pone el foco en los incendios de Hermisende

Incendio forestal el pasado verano en la provincia de Zamora.

Asegura que es el municipio de la región que más incendios ha registrado en la última década y pone el ejemplo de los fuegos del pasado verano.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, ha afirmado que los tres fuegos que se produjeron entre los días 2 y 13 de septiembre de 2013 en Castromil (Zamora) -perteneciente a Hermisende- fueron intencionados y calcinaron más de 1.600 hectáreas y ha abogado por perseguir al "malnacido" que "chisca" el monte.

 

Silván se ha expresado así en la Comisión de Fomento y Medio Ambiente de las Cortes de Castilla y León, en la que ha comparecido para explicar el incendio producido en esta localidad, en la zona de Hermisende (Zamora), y para hacer balance de la campaña de lucha contra incendios del pasado año. En este marco, el consejero ha señalado la intencionalidad de los tres incendios consecutivos que se produjeron en la localidad de Castromil, uno el día 2 -controlado ese mismo día- y dos más el día 4 de septiembre -uno extinguido ese mismo día y otro cuyas labores se prolongaron hasta el 13 de septiembre-, con un total de 1.602,26 hectáreas, la mayoría matorral (98 por ciento), y ha alabado la labor de las 222 personas que trabajaron en la lucha contra el fuego.

 

Tras explicar detalladamente el protocolo de actuación y los medios que intervinieron en la extinción de este fuego, el consejero ha incidido en que este incendio se ha producido en una zona en la que "año tras año, de forma reiterada y preocupante, se producen un gran número de incendios forestales". En concreto, ha asegurado que Hermisende es el municipio de Castilla y León que más incendios ha registrado en el último decenio (2004-2013), con 364 fuegos, una media de 36 año año o tres al mes, y con una media anual de 1.000 hectáreas quemadas.

 

De esta forma, sólo los incendios producidos en Hermisende en la última década han supuesto el 8 por ciento de los incendios y el 13 por ciento de la superficie quemada total de la provincia de Zamora, y en este periodo se han quemado cerca de 10.000 hectáreas en el término municipal. De los fuegos declarados, el 81 por ciento se registraron fuera de la época de peligro alto y el 93 por ciento fueron intencionados.

 

A lo largo de 2013 se registraron diez incendios, ninguno por causas naturales, con 2.000 hectáreas arrasadas, por lo que considera que lo que hay que investigar es a quien provoca estos fuegos, "quien chisca el monte", al "criminal", al "malnacido", ha dicho el consejero.

 

En este marco, el procurador socialista José Ignacio Martín Benito ha manifestado el malestar de los vecinos a raíz del desalojo que se produjo con motivo del incendio, pero también con las declaraciones del delegado territorial de la Junta en Zamora, Alberto de Castro, quien, según el socialista, ha apuntado a los vecinos como los que provocan los incendios. Así, ha pedido al consejero que exija un poco más de "cuidado" porque los vecinos quieren que se detenga a quien provoca los fuegos pero no que se les "demonice".

 

Además, Martín Benito ha pedido que además de investigarse las causas de los incendios, se profundice un poco más en la motivación de quien provoca los fuegos y ha pedido más esfuerzo a la Junta por estimular políticas de educación y de "cariño" al monte, aunque cree que la Junta "rema" en sentido contrario cuando suprime ayudas para la limpieza del monte o no se implanta un módulo forestal para formación de los jóvenes de la zona.