Semana Santa todo el año en el centro San Vicente Ferrer de Medina del Campo

Los visitantes podrán conocer cómo es la Semana Santa medinense visitando el Centro de Interpretación Huellas de Pasión en la que podrán sentirse cofrades, vistiendo el hábito y cargando con una cruz de penitencia.

Semanas Santas hay muchas. Las hay tradicionales, muy ricas en imaginería, otras donde la costumbre y la herencia se llevan a gala. En Valladolid, por ejemplo, hay tres manifestaciones declaradas de Interés turístico Internacional muy distintas entre sí: Valladolid, Medina de Rioseco y Medina del Campo.

 

Esta última, la de la villa de las Ferias, ha experimentado un gran crecimiento. En Medina se presume de que sus procesiones de disciplina son las más antiguas de España y en los últimos años han llevado a cabo una gran promoción que hace que cada vez sean más conocidas y más gente abarrote las calles de la villa para disfrutar del silencio de sus cortejos procesionales, de una buena colección de imaginería renacentista y de una serie de ritos que no dejarán indiferente a nadie.

 

Pero Medina del Campo no es Semana Santa solamente diez días al año. Los actos relacionados con la Pasión de Cristo se extienden a lo largo del calendario. Esta localidad declarada como Villa Cofrade realiza una importante feria semanasantera y cualquier persona podrá acercarse a esta manifestación visitando el Centro de San Vicente Ferrer, un gran centro cultural que alberga el Museo de Interpretación de las Huellas de la Pasión.

 

“Se trata de un espacio novedoso e innovador basado en las nuevas tecnologías que propone al visitante un viaje en el tiempo a través de los sentidos, profundizando en las tradiciones ritos y costumbre de la Semana Santa Medinense, desde su origen hasta la actualidad”, explican desde el centro.

 

Sus audiovisuales narran cómo es la Semana Santa de la localidad y las huellas de San Vicente Ferrer en la misma; pero sin duda sorprenderá un cortometraje en el que el visitante se estremecerá con la visión subjetiva de los ojos de Cristo durante su pasión y muerte. La historia de la manifestación medinense, la importancia del santo valenciano, enseres de las propias cofradías y algunas tallas como las de Cristo en brazos de la muerte, de Ricardo Flecha, son algunos de sus contenidos.

 

TIENDA COFRADE

 

Pero quizá uno de los atractivos del museo es que el visitante puede sentirse cofrade por unos minutos. Puede vestir el hábito y el capirote de los nazarenos, cargar con una cruz de penitencia, o sentir sobre sus hombros las andas de un pequeño paso. Por último, el centro cuenta con la primera tienda cofrade de Castilla y León, situada en la sala de recepción del museo: publicaciones, objetos artesanales, postales, láminas, cds y dvds componen una amplia oferta a modo de souvenir para recordar esta Semana Santa tan especial.

 

Aquellos que lleguen a Medina del Campo podrán completar la visita con la Ermita de Nuestra Señora del Amparo. Desde aquí se inicia una visita guiada, previa reserva y a la carta, adaptadas a la disponibilidad horaria y movilidad del grupo a partir de ocho personas) para visitar los once templos que conforman la ruta.