Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

Seis imputados en la provincia de Valladolid por circular bajo los efectos del alcohol en los últimos días

La Guardia Civil ha imputado a seis personas por presuntos delitos relacionados con la Seguridad Vial relacionados con la circulación bajo los efectos del alcohol cometidos durante los últimos días en la provincia.

 Así, los agentes imputaron a un hombre de 53 años, vecino de Valladolid y cuya identidad responde a las iniciales J.G.P, en el kilómetro 250,400 de la carretera N-601 (Madrid-León) a su paso por Medina de Rioseco por conducir con unos niveles de alcoholemia de 0,77 y 0,78 miligramos de alcohol por litro de aire espirado, más del triple del máximo permitido.

 

Por otro lado, una joven de 21 años vecino de Laguna de Duero, J.R.G, ha sido también imputada después de arrojar unos datos de alcohol de 0,73 y 0,66 en las pruebas correspondientes, realizadas después de sufrir un accidente de circulación en el que no hubo que lamentar heridos. El siniestro se produjo en el kilómetro 7,500 de la CL-600, en el término de Viana de Cega.

 

Un varón de 30 años, vecino de La Seca y con iniciales J.O.A, ha sido imputado tras ser detectado en un control de alcoholemia mientras circulaba con unas tasas de 0,71 miligramos de alcohol por litro de aire en el kilómetro 1 de Rueda.

 

Asimismo, un hombre de 52 años, J.A.C.A, con domicilio en Arroyo de la Encomienda y La Seca, sufrió un accidente sin heridos en el kilómetro 7,500 de la CL-600, también en Viana de Cega. En las pruebas de alcoholemias correspondientes, el imputado arrojó unas cifras de 0,74 y 0,78 miligramos de alcohol por litro de aire espirado.

 

La Guardia Civil ha imputado a una cuarta persona tras sufrir un accidente mientras circulaba bajo los efectos del alcohol. El siniestro se produjo en el kilómetro 358 de la N-122, a su paso por Valladolid capital, y el conductor, un vecino de Colmenar Viejo (Madrid) de 31 años y con iniciales J.P.A.A, arrojó unas cifras de alcoholemia de 0,92 y 0,91 respectivamente, casi el cuádruple del máximo legal (0,25).

 

Finalmente, un varón de 26 años, G.R.H.A, con domicilio en Laguna de Duero, ha sido imputado por conducir con unos niveles de alcohol de 0,71 y 0,73 miligramos después de verse implicado en un accidente sin heridos en el kilómetro 25,8 de la CL-600, en el término de Tudela de Duero.