Óscar, KO ante el Betis

El mediapunta, que ha sufrido esta semana una sinusitis, asegura que “está mejor, pero continúa con mocos y con dolor en el cuerpo”.

Imposible, difícil, complicado… Las palabras que usa Óscar González para responder a las preguntas sobre su presencia en el partido del sábado ante el Betis, después de sufrir una sinusitis esta semana, dejan muy a las claras las posibilidades que existen de que acabe entrando en la convocatoria.

 

“Estoy algo mejor, se me ha quitado la fiebre, pero sigo con mocos y con dolor en el cuerpo”, se explica el mediapunta. “Casi con total seguridad que para el partido del sábado no esté. Tomando antibióticos y sin entrenar es imposible. Si no hay gente iré, pero lo veo difícil”.

 

La primera en la frente para este 2014, ya que el salmantino acababa de regresar de una largo periodo en el dique seco. “Es un fastidio, porque sales de lesión, vuelves a jugar, justo vienen las vacaciones, ahora esto… Una ruina”. Y por si fuera poco, en un choque tan clave como ante el Betis. “Es un partido clave que tenemos que sacar los tres puntos sí o sí, y a partir de ahí intentar sacar los veintiún puntos en la primera vuelta que sería lo ideal”.

 

JUAN IGNACIO MARTÍNEZ

 

El entrenador del Real Valladolid, JIM, también fue preguntado en su comparecencia por la lesión de Óscar. “Sus sensaciones no son buenas, ha estado dos o tres días fastidiadete. Físicamente él se descarta, pero tenemos que ver cómo está estos días”.

 

“Si no está tendremos que buscar alternativas, quizá jugar de nuevo con dos delanteros”, ha asegurado.