Tribuna mini Saltar publicidad
Cortinilla bose tribuna va 800x800px file

Saravia tiende la mano al resto de partidos para el gobierno de izquierdas en Valladolid

Manuel Saravia, de Valladolid Toma la Palabra. A.MINGUEZA

El líder de Valladolid Toma la Palabra, que obtuvo cuatro concejales este domingo, ha insistido en que lo único claro es que "el PP no gobernará en la ciudad".

El cabeza de lista de 'Valladolid Toma la Palabra' (VTLP), Manuel Saravia, no descarta ninguna fórmula para que las fuerzas de izquierda puedan gobernar en el Ayuntamiento de la capital vallisoletana y ha insistido en que "todo está abierto".

 

Así lo ha asegurado Saravia en declaraciones a Europa Press en referencia al acuerdo que las tres fuerzas de izquierdas -PSOE, con 8 concejales, VTLP, con cuatro, y 'Si Se Puede Valladolid', con tres- esperan alcanzar para acabar con veinte años de gobierno del 'popular' Javier León de la Riva.

 

Al respecto, Manuel Saravia ha aseverado que "todo está abierto" y que lo único claro es que el PP "no siga gobernando" en la ciudad, a lo que ha añadido que la formación que el encabeza puede optar por diferentes fórmulas como pacto de gobierno, acuerdos puntuales, un acuerdo de mínimo o el apoyo a la investidura "pero sin ningún compromiso".

 

No obstante, el cabeza de lista de VTLP ha asegurado que se hará una asamblea para que las 1.500 personas que forman parte del censo de esta formación decidan cuál es la fórmula más adecuada para los próximos cuatro años.

 

Por otro lado, VTLP considera que se abre un nuevo periodo en el Ayuntamiento, en el que el "diálogo" ha de ser "fundamental" para conformar la gobernabilidad de la ciudad. Por ello, Manuel Saravia  plantea al resto de grupos que han obtenido representación en el Ayuntamiento que los diálogos sean públicos y que la ciudadanía vallisoletana tenga información sobre lo planteado por cada candidatura.

 

Para esta formación, es "esencial" que se garanticen de forma efectiva los derechos básicos en un momento de grave crisis actual con la puesta en marcha de un Plan de Emergencia Social que asegure acceso a lo más básico: luz, agua, calor, alimentación y vivienda digna.

 

Por otro lado, Manuel Saravia reclama al gobierno en funciones que evite la adopción de cualquier medida relacionada con personal o contratación de servicios, o de cualquier otra naturaleza, que comprometan el futuro gobierno municipal. Asimismo desea que en estos días, hasta el 13 de junio que se constituye el nuevo Ayuntamiento, no salga de la Casa Consistorial ningún documento que pueda comprometer el arranque de la actividad para la nueva mayoría municipal.