Santa María del Berrocal (Ávila) despide con dolor a las tres víctimas del crimen de Dos Hermanas

Alrededor de medio millar de personas ha despedido este lunes en Santa María del Berrocal (Ávila) a las tres víctimas del triple asesinato cometido el pasado viernes en la localidad sevillana de Dos Hermanas, que han querido mostrar "su dolor" por la pérdida de Donato Briz, de 67 años, su mujer, Ángela Torrico, de 66 años, y su hija Inmaculada Briz, de 37 años, quienes fueron apuñalados presuntamente por su hijo y hermano, Luis Miguel Briz, de 34 años.



ÁVILA, 4 (EUROPA PRESS)



Según el alcalde de la localidad, Javier Blazquez, "nadie se ha repuesto aún de la noticia", que ha "conmocionado" a un pueblo al que la familia, "muy conocida y querida", acudía frecuentemente y donde mantenía una casa a pesar que emigraron a Sevilla hace más de 30 años.

El pueblo, de apenas 450 vecinos, sigue de luto oficial hasta la medianoche de hoy y ha querido mostrar su "dolor" por esta perdida arropando a la familia durante el funeral.

La "tristeza es palpable" entre los vecinos, entre los que se encuentra algún primo de las víctimas, ya que los hermanos también habían emigrado de Santa María del Berrocal, una localidad de tradición textil, que permitió que muchos residentes se estableciesen en otros puntos de España y se dedicaran al comercio, como es el caso de la familia Briz Torrico.

Tras la llegada de los féretros, desde la vecina localidad de Piedrahíta, se ofició el funeral por los padres y su hija, tras lo que recibieron sepultura en el cementerio de la localidad por deseo de la familia.