Renault espera que el nuevo Megane pueda ser líder "este mismo año"

El modelo fabricado en Palencia destaca por su diseño, su tecnología y su "conectividad a nivel top" en su segmento.

Renault España espera que el nuevo modelo del Megane, que ha comenzado su comercialización a comienzos de la presente semana "con mucha aceptación" entre la clientela, pueda ser líder de ventas "este mismo año".

  

Así lo ha explicado este viernes el jefe de Prensa de la marca del rombo en España, José Manuel Jáñez, durante la presentación a los medios de comunicación del nuevo modelo del Megane, que cuenta con un 80 por ciento de los componentes fabricados en España, entre ellos los motores, pues seis de los siete propulsores que monta están fabricados en la planta de Valladolid.

  

En una rueda de prensa celebrada este viernes en Brihuega (Guadalajara), hasta donde los medios de comunicación han llegado para poder probar el nuevo vehículo de la compañía gala, el representante de Renault ha afirmado que esperan que el Megane pueda ser de nuevo líder del mercado "este mismo año".

  

Renault ha destacado que el Megane, cuya primera versión salió a la venta en 1996, ha tenido el "liderazgo absoluto" del mercado español en 12 ocasiones, 9 de ellas consecutivas entre 2003 y 2012. También ostenta ser la gama que ha vendido más unidades en términos absolutos en un año natural en España, con 117.624 en 2004.

  

De hecho, Jáñez, que no ha querido hablar de previsiones de ventas, ha aseverado que la salida a la venta del nuevo modelo ayudará a cumplir la previsión de crecimiento del grupo en 2016, situada entre el 4,5 y el 5 por ciento.

  

Mientras tanto, el director de Comunicación de Renault España, Jesús Presa, ha explicado que la compañía está satisfecha con el producto en sí, después de que el nuevo Megane haya comenzado a comercializarse a comienzos de esta semana, y con la "mucha aceptación" que ha recibido por parte de los potenciales clientes que ya han visitado concesionarios de la marca del rombo.

  

El representante de Renault ha subrayado tres aspectos "fundamentales" que destacan en estas primeras apreciaciones y pruebas con clientes y medios de comunicación. Se trata del diseño, ya que pasa de ser "el hermano mayor del Clio" al "hermano pequeño del Talismán"; la tecnología a bordo que incorpora elementos de modelos de gama superior como el Espace; y, principalmente, la conectividad, pues incorpora el sistema Rlink 2, que lo sitúa a un "máximo nivel" dentro del mercado, como "top" de su segmento.

 

EL "ESPALDARAZO DEFINITIVO"

  

Presa ha considerado que aún es "muy pronto" para hablar de previsiones de producción, ya que por el momento se han fabricado el primer 'stockage' de comercialización, que se lanza habitualmente con todos los vehículos en función de las demandas de cada país, pero ha manifestado su confianza en que la primera oleada de publicidad y los lanzamientos en medios de comunicación "van a dar el espaldarazo definitivo" para "poner el modelo en órbita".

  

Por ahora, en el caso de la factoría palentina en la que se fabrica el nuevo Megane, se trabaja "a buen nivel", con tres turnos, y una producción de 1.100 vehículos al día entre este modelo y el Kadjar. Además, la planta es capaz de "bascular la fabricación en función de la demanda", como ha precisado el director de Comunicación.

  

La marca del rombo ha recordado que la producción industrial del Megane "siempre ha estado íntimamente ligada a España", ya que buena parte de las unidades de la gama Mégane vendidas en todo el mundo han sido fabricadas en la Factoría de Montaje de Renault ubicada en Palencia. Dicha planta, que se encuentra "entre las punteras de la Alianza Renault-Nissan, se ha transformado para la ocasión con numerosas inversiones que afectan a nuevas instalaciones en soldadura, pintura, montaje y logística, así como nuevas contrataciones y un aumento significativo de la formación".

  

La compañía destaca el diseño "muy dinámico" del nuevo modelo y que su comportamiento en carretera "se sitúa al máximo nivel", al incorporar "en primicia mundial en el segmento C" el chasis 4Control, que ofrece unas prestaciones "extraordinarias" en términos de seguridad activa y de maniobrabilidad.

   Además de la tecnología, el Megane ofrece unas novedosas opciones de conectividad, gracias al sistema  R-LINK 2 y su tablet vertical de 8,7 pulgadas, que se puede instalar de manera opcional. Asimismo, cuenta con la posibilidad de personalizar la forma de conducir, mediante la tecnología Multi Sense y con herramientas de seguridad como el sistema 'Head up Display' retráctil situado sobre la consola del cuentakilómetros, que aporta información al conductor sobre navegación y señales de tráfico sin apenas tener que mover la cabeza.