Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

Puente apuesta por limitar los mandatos para que no crezcan "monstruos como Javier León"

Foto de los participantes en el debate moderado por el periodista Luis Miguel de Dios.

El debate organizado por el candidato del PSOE junto al resto de formaciones que optan a la Alcaldía de Valladolid, salvo el PP, coincide en la necesidad de impulsar la participación ciudadana y la transparencia.

El candidato del PSOE de Valladolid a la Alcaldía, Óscar Puente, se ha comprometido a no estar más de dos legislaturas al frente del Consistorio en caso de obtener el respaldo de los ciudadanos, pacto adquirido para, según ha advertido, evitar que otro "monstruo" como Javier León de la Riva "vuelva a crecer" en la ciudad.

 

Puente, organizador de una asamblea abierta bajo el título 'Regeneración democrática y transparencia' celebrada esta tarde en el Centro Cívico Juan de Austria, con participación de los distintos candidatos al Ayuntamiento, ha subrayado que la ausencia del primer edil en el debate es una de las principales diferencias entre PSOE y PP, sumado al hecho de que hasta última hora de la tarde de este miércoles el regidor "popular" desconocía aún las personas que le acompañarán en la lista, en lo que ha calificado como fin del "sainete" del proceso de elaboración de su candidatura.

 

El aspirante socialista, en declaraciones recogidas por Europa Press, ha insistido en que el primer compromiso adquirido será el de no mantenerse dos mandatos al frente del Consistorio vallisoletano, pues, como así ha advertido, "hasta el agua blanca, pura y cristalina, cuando se estanca se pone verde y empieza a oler mal", en referencia a que "son ya veinte años de detener procesos y transiciones democráticas que son muy sanas y que cuando no se producen generan corrupción, degradación de la participación y de los controles democráticos".

 

En la misma línea se han posicionado los candidatos de Valladolid Toma la Palabra, Manuel Saravia; Sí se Puede, Charo Chávez; UPyD, César Toquero; VOX, Alfredo Fernández, y el responsable de Comunicación de Ciudadanos, Pablo Yáñez, quienes ha coincidido en la conveniencia de imponer limitaciones en pro de la regeneración democrática y en la necesidad de impulsar medidas para fomentar la participación de los ciudadanos en las decisiones importantes sobre el futuro de la ciudad.

 

REGISTRO DE CIUDADANOS

 

Entre ellos, Fernández ha propuesto la constitución de un registro de ciudadanos para que éstos, voluntariamente y con voz pero sin voto, puedan conocer de primera mano todos los concursos públicos contratados por el Ayuntamiento, al tiempo que plantea la obligatoriedad de consultar a la ciudadanía todas aquellas decisiones que comporten un endeudamiento.

 

"Cuando un cargo público endeuda a un municipio no se da cuenta de que está endeudando a personas que todavía ni siquiera tienen derecho al voto", ha sentenciado.

 

Por su parte, Manuel Saravia, de VTLP, defiende que, junto a la limitación de mandatos, la regeneración democrática pasa por la firma del Código Ético, la exposición de todos los bienes de los miembros de la corporación e incluso la justificación de todos y cada uno de los gastos de los grupos municipales, mientras que desde el punto de vista del funcionamiento administrativo demanda poner luz y taquígrafos a todas las contrataciones públicas, incluidas las menores, y para ello se compromete a implantar un sistema de inspección aleatoria.

 

Otro de los intervinientes en el debate, César Toquero, de UPyD, ha urgido una verdadera Ley Anticorrupción que subsane las "graves deficiencias" existentes en el actual sistema democrático para, entre otros objetivos, "la devolución de todas las cantidades que una sentencia judicial determine que alguien se ha llevado de forma ilícita".

 

El candidato de la formación magenta, al igual que todos los demás, propone igualmente impulsar la participación ciudadana y la transparencia, "algo que de haber existido hubiera impedido que quince años después saltara el caso Samaniego", ha denunciado públicamente.