PSOE e IU presentan cinco propuestas al Pleno del Ayuntamiento en defensa de jubilados y pensionistas

Las concejales de IU y PSOE, María Sánchez y Rafaela Romero, escoltadas de los responsables de las seccioNEs de Pensionistas y Jubilados de UGT y CCOO. TRIBUNA

CCOO y UGT, que apoyan la moción conjunta de la oposición, intervendrán en la sesión plenaria.

Los Grupos Municipales de IU y PSOE, con el apoyo de las secciones de Jubilados y Pensionistas de los sindicatos CCOO y UGT, presentarán al Pleno de este martes una moción con cinco medidas que puede adoptar el Ayuntamiento para mejorar las condiciones de vida de este colectivo, que en los últimos años ha visto sensiblemente reducido su poder adquisitivo y carga con buena parte de las consecuencias de la crisis económica.

 

Oposición y sindicatos reclaman al Partido Popular en el gobierno de la institución medio millón de euros más para el servicio de ayuda a domicilio y las prestaciones a dependientes, un informe trimestral sobre la calidad de los servicios de teleasistencia y ayuda a domicilio, un grupo de trabajo vinculado al Consejo de Mayores para vigilar el impacto de la crisis en este colectivo, la revisión a la baja de los precios públicos de ocio y actividades deportivas y una declaración institucional del Ayuntamiento que reclame al Gobierno la revalorización de las pensiones.

 

Desde el Grupo Municipal de Izquierda Unida, la concejala María Sánchez avanzó que, conociendo de antemano la probable excusa del equipo de León de la Riva, que se escudará en que este tema no es competencia municipal, será necesario recordar que sí lo consideró de su competencia cuando, en Junta de Gobierno celebrada en enero de 2013, aprobó un recorte de un millón de euros para el servicio de ayuda a domicilio.

 

En este sentido, afirmó que “los ayuntamientos y administraciones públicas no pueden ponerse de perfil cuando la calidad de estos servicios ha caído estrepitosamente” y cuando los datos hablan de al menos un 40% de personas mayores de 65 años en Castilla y León que viven por debajo del umbral de la pobreza, con menos de 307 euros al mes, datos que calificó de “escalofriantes”.

 

Por su parte, la concejala socialista Rafaela Romero recordó que el Gobierno “no se cansa de recortar y castigar a este colectivo que pierde constantemente poder adquisitivo” y que sostiene actualmente a 400.000 familias en todo el país, cuyos ingresos principales son las pensiones de sus mayores.

 

En su opinión, la “raquítica revalorización” de las pensiones, junto al copago de medicamentos, subida de precios, recortes en los servicios públicos, pobreza energética y desahucios, -de los cuales un 11% afectaron a mayores entre 2008 y 2011-, han dejado a nuestros mayores en una situación cada vez más precaria, mientras “no hay respuesta de las administraciones, sino un castigo permanente”.

 

Por su parte, el responsable de este área en CCOO de Valladolid, José Antonio Sanz González, recordó que el Tribunal Constitucional ha admitido a trámite una cuestión de inconstitucionalidad planteada por la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León sobre el decreto que deja sin efecto la actualización de las pensiones en 2012, que podría vulnerar los derechos que recoge la Constitución para este colectivo.

 

En este sentido, señaló, han recogido firmas desde el pasado mes de marzo y buscan el apoyo de los partidos en todos los ayuntamientos para reclamar la revalorización de las pensiones.

 

Por último, el portavoz en la materia de UGT en Valladolid, Julio Guati, calificó como “falta de escrúpulos” el incremento de impuestos, directos e indirectos por parte del Gobierno, la subida de los precios de la luz y transportes y los recortes en ayuda a domicilio y dependencia en momentos en que se limita el poder adquisitivo de los mayores y afirmó que “los jubilados no estamos retirados, queremos que se nos escuche y seguir dando guerra”.