Prueba de fuego para las aspiraciones del Real Valladolid en Ponferrada

Mojica vuelve a la convocatoria del Real Valladolid tras su lesión.

El Real Valladolid afronta este domingo (El Toralín, 18.00 horas) la complicada visita a la Ponferradina, donde deberá ganar para acelear en su carrera por el ascenso directo. 

La Liga ya ha llegado a su fase crucial, aquélla en la que se deciden los campeonatos. El Real Valladolid está colocado en una posición privilegiada, a un solo punto del ascenso directo, y sabe que necesita acelerar un poco más para llegar a la meta fijada desde el inicio de la temporada. En su debe, principalmente en las últimas jornadas, se encuentra un mal rendimiento lejos de Zorrilla.

 

La visita a El Toralín supondrá la prueba del algodón para el conjunto de Rubi. Un feudo muy complicado en el que solo han conseguido vencer dos equipos en toda la temporada y un rival que pelea por hacerse con la sexta plaza por méritos previos. El vestuario es consciente de que es momento de dar un puñetazo encima de la mesa, olvidar los tropiezos en Tenerife y Sevilla y demostrar que el Pucela se lo va a poner muy difícil a todos sus rivales directos.

 

Con las únicas ausencias por lesión de Alfaro y Roger, Rubi ha tenido que hacer un descarte en la lista de 19 que se ha desplazado a Ponferrada. El elegido ha sido Óscar Díaz. La otra cara de la moneda la protagonizan Mojica y De Melo, de vuelta en la convocatoria tras superar sus respectivas dolencias.

 

La lista completa la conforman Varas, Raúl, Chica, Chus Herrero, Valiente, Samuel, Rueda, Peña, Sastre, Álvaro Rubio, Timor, André Leao, Jeffren, Hernán Pérez, Omar, Mojica, Óscar, Pereira y De Melo.

 

La S.D. Ponferradina no podrá contar con Prieto por lesión y Camille por sanción. Lucas, Cristian y Adán fueron los descartes del técnico Manolo Díaz. Los 18 convocados son Arrizabalaga, Carpio, Castañeda, Gaztañaga, Rueda, Berrocal, Yuri, Sobrino, Jonathan, Alan, Acorán, Andy, Tete, Ramírez, Pablo, Alberto, Melero y Dinu.

 

El partido dará comienzo a las 18.00 horas de este domingo en el Estadio El Toralín de Ponferrada, donde unos 600 aficionados blanquivioleta se darán cita para apoyar al Pucela. El arbitraje correrá a cargo del andaluz López Amaya y será televisado en directo por La Sexta.