Presencio no tendrá fácil presentar mociones en los Plenos del Ayuntamiento de Valladolid

Jesús Presencio, en un Pleno Municipal. A.MINGUEZA

El concejal, que estrenará el grupo de no adscritos el martes tras su expulsión de Ciudadanos, solo podrá presentar mociones en las comisiones, y saldrán adelante si el resto dan el visto bueno.

Jesús Presencio empieza a llegar a una situación más que particular tras su expulsión del Grupo Municipal de Ciudadanos del Ayuntamiento de Valladolid. Sabiendo que el concejal entrenará su bancada de no adscrito el próximo martes, 1 de diciembre, en el Pleno Municipal, el alcalde de Valladolid, Óscar Puente, ha sido preguntado este viernes por la situación del ex de Ciudadanos para esta situación.

 

“Esta mañana, en la Junta de Portavoces no ha estado Presencio porque no puede asistir, así está reglado para el grupo de no adscritos”, ha arrancado Puente. “Se nos ha presentado una moción por el propio Jesús Presencio, y escuchado por el Secretario y por los portavoces, se ha decidido que no se va a admitir. La interpretación de la Ley, tanto la de Régimen Local como el Reglamento del Pleno, impide en una interpretación conjunta la presentación, salvo en las comisiones. Solo esas podrán ser debatidas en el Pleno si se aceptan”, ha hecho ver el alcalde.

 

De esta manera, tendrá que darse el visto bueno a aquellas ideas que pretenda presentar Presencio, de modo que solo saldrá adelante si el resto de Grupos Municipales decidan que sea así.

 

¿Y su situación en el Ayuntamiento, cómo queda? ¿Tiene despacho o alguien a su cargo? “La situación física es que no tiene espacio físico ni personal asociado, y en los Plenos tampoco tendrá un turno específico como grupo. Antes de cada moción se le concederá la palabra por un espacio de tiempo breve para que ejerza el derecho que tiene a expresarse, no como un grupo”, aseguró Puente, antes de explicar que espera que los Plenos no se alarguen.

 

Por otra parte, el alcalde confirmó que al Pleno irá la moción del PSOE para regular los sueldos públicos, de manera que un político solo pueda tener una remuneración y no dos, si se diera la situación, por ejemplo, de que también ejerza en la Diputación. “Hemos intentado matizarla para que sea aprobada por el mayor número de grupos posible. De aquí al martes estamos abiertos a propuestas”, concluyó.