Plataforma Solidaria con Palestina de Valladolid cierra sus concentraciones con la promesa de seguir apoyando

La última concentración de la Plataforma Solidaria con Palestina de Valladolid, en la Plaza de Fuente Dorada. JUAN POSTIGO
Ver album

Cerca de doscientas personas se reunieron una vez más en la Plaza de Fuente Dorada con la "alegría del alto el fuego", pero con el objetivo de conseguir apoyo para su campaña de recogida de medicamentos.

Último jueves de agosto, última concentración de la Plataforma de Solidaridad con Palestina de Valladolid en la Plaza de Fuente Dorada. Después de muchas semanas de apoyo desde la distancia, era el momento de poner punto y seguido a una reivindicación que, pese al alto el fuego, sigue luchando por "la justicia", como se pudo escuchar desde el primer instante en forma de cánticos.

 

Alrededor de doscientas personas quisieron acercarse para dar el último aliento en forma de concentración, algo que se ha convertido en costumbre en las tardes veraniegas de los jueves. "El goteo de muertos sigue, pese al alto el fuego. Puede que este sea nuestra última vez aquí, después de tantos días, pero seguiremos apoyando, ya veremos cómo", se pudo escuchar a través de los altavoces instalados en la pequeña Plaza.

 

Por el momento, la Plataforma seguirá cooperando a través de la Asociación Médica Hispano Palestina en la solicitud de voluntarios del ámbito de la salud y recogida de material sanitario y otros bienes de primera necesidad, algo que también se recordó en la concentración. La idea es hacer llegar medicamentos y demás enseres, además de ayuda económica.

 

"No sobra de nada. Equipos médicos, mantas, leche en polvo, material quirúrgico, vendas, jabones, Betadine...", retumbaba Fuente Dorada. Unos productos que se pueden depositar en la sede de CGT, en la calle General Ruiz esquina con c/ Dos de Mayo, en la de Izquierda Unida en la calle Jardines nº 1 o en SODEPAZ, en la calle Fray Luis de León nº 20.

 

Y es que para la Plataforma Solidaria con Palestina de Valladolid, toda ayuda es poca. "El genocidio de la población palestina sigue a manos de la barbarie israelí, más de 2.000 asesinados, entre ellos 540 niños de corta edad, 10.200 heridos de diversas consideraciones que necesitan una atención sanitaria fuera de Gaza por la escasez de los medios para su tratamiento". A pesar de haber concluido las concentraciones, la Plataforma seguirá dando su apoyo "pase lo que pase".