Piden 8 años de cárcel para dos vecinos de Íscar y Mojados por tráfico de drogas

La Audiencia de Valladolid celebra el próximo día 2 de diciembre juicio contra H.M.M. y A.G.M, con motivo de su detención el pasado mes de abril en la denominada 'Operación Nevera'.

La Audiencia de Valladolid celebra el próximo día 2 de diciembre juicio contra H.M.M. y A.G.M, vecinos de Íscar y Mojados, respectivamente, con motivo de su detención el pasado mes de abril en la denominada 'Operación Nevera' por integrar, presuntamente, una red de distribución de droga que abastecía a la provincia.

 

El Ministerio Fiscal, en su escrito de calificación provisional de los hechos, imputa a ambos procesados un delito contra la salud pública, en la modalidad de drogas que causan grave daño a la salud, y solicita para cada uno de ellos una condena de ocho años de cárcel y el pago de una multa de 60.000 euros, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

 

Las detenciones practicadas el pasado día 7 de abril en la persona de H.M.M, de 44 años, y A.G.M, de 28, son fruto de las pesquisas iniciadas en diciembre de 2015 cuando se detectó que ambos se dedicaban a distribuir sustancia estupefaciente en la provincia, concretamente en lugares de ocio de distintos pueblos de Valladolid.

 

Tras realizar las primeras gestiones, los investigadores consiguieron averiguar la identidad del principal responsable que se encargaba de abastecer de droga a otro de los detenidos y éste, a su vez la vendía a consumidores, principalmente en discotecas.

 

Con los oportunos mandamientos judiciales, se procedió al registro de las viviendas de dos de los arrestados, con la constancia que en las mismas, una en Íscar y otra en Mojados, pudiera encontrarse sustancia estupefaciente.

 

Fruto de los registros, los agentes se incautaron de un total de 3.320 euros, así como de 64,5 gramos de cocaína, 379 gramos de speed, 3,30 gramos de marihuana, 20 gramos de hachís y nueve pastillas de éxtasis, además de útiles y efectos para la preparación, distribución y venta de droga a media escala.

 

Con la venta de toda la sustancia intervenida, los dos detenidos podrían haber obtenido unos ingresos superiores a los 24.000 euros.

 

La mayor parte de la sustancia intervenida se encontraba preparada para su venta. Asimismo, fueron intervenidos tres vehículos, siete teléfonos móviles, un ordenador portátil, tres básculas de precisión y una picadora de marihuana.

 

La investigación fue realizada por el Grupo de Estupefacientes de la Brigada Provincial de Policía Judicial, pertenecientes a la Comisaría de Valladolid.