Pablo Iglesias incita a cambiar en las europeas "el guión que dice que sólo pueden ganarlas Pepsi o Coca-Cola"

El politólogo anima a trabajar por "tocar la tecla" que permita "transformar la mayoría social en mayoría política" y asegura que "la democracia es Gamonal".

El politólogo y promotor de la iniciativa 'Podemos', Pablo Iglesias, ha llamado este viernes en Valladolid a cambiar en las próximas elecciones europeas, que se celebrarán el 25 de mayo, "el guión que dice que sólo pueden ganarlas Pepsi o Coca-Cola" -en alusión a PP y PSOE- y que, al margen de ello, "sólo cabe un poco de Fanta de naranja, de limón o magenta" -en referencia a los otros partidos-.

 

"Nosostros defendemos que hay que cambiar eso, por eso salimos a ganar el 25 de mayo", ha defendido Iglesias, quien ha pronunciado la conferencia 'La pelea por el sentido común. La Renta Básica' en el Aula Mergelina de la Universidad de Valladolid.

 

En declaraciones recogidas por Europa Press, Iglesias ha subrayado que "la democracia es Gamonal, la democracia son los barrenderos de Madrid que obligaron a dar marcha atrás a Ana Botella, son la marea blanca", frente a una "minoría" que "se siente muy cómoda" con el debate Rajoy-Rubalcaba.

 

Por su parte, Iglesias ha hablado de un "enfrentamiento" entre "una mayoría social que defiende la democracia" y "una minoría que defiende la dictadura del Fondo Monetario Internacional, del Banco Central Europeo o de la CEOE".

 

Por lo que se refiere al objeto de la conferencia, la renta básica, el promotor de 'Podemos' la ha calificado de una cuestión de "sentido común" ante los niveles actuales de paro, de desempleados sin prestaciones y "con uno de cada cuatro españoles que es pobre".

 

OCHO MILLONES DE POBRES

 

Asimismo, ha recordado que, según Intermon Oxfam, "dentro de diez años habrá en España ocho millones de pobres", por lo que ha insistido en la necesidad de garantizar una renta básica que permita "combatir esa pobreza", pero también "mejorar el consumo y permitir a los trabajadores negociar sus condiciones laborales con dignidad".

 

Pablo Iglesias ha insistido en este punto ya que, a su juicio, ante la actual situación de necesidad, "los trabajadores aceptan cualquier cosa con tal de tener un empleo", lo que genera que "se pueda tener trabajo y ser pobre", algo que "antes no ocurría".

 

Así, ha recordado que durante la crisis se han devaluado los salarios una media del diez por ciento y se ha abaratado el despido en un 23 por ciento. Frente a esto, Iglesias ha defendido, ante una Aula Mergelina abarrotada, una renta básica financiada merced a una reforma fiscal "de verdad", y ha concluido que "sí se puede" llevar a buen término estas ideas.