Once detenidos acusados de defraudar 166.200 euros con una empresa irreal y falsos contratos

Los 20 trabajadores ficticios y de origen rumano pagaron 4.000 euros por acceder a las prestaciones


ALMERÍA, 2 (EUROPA PRESS)

La Policía Nacional han detenido a 11 personas e imputado a otras diez más como presuntas autoras de los delitos de falsedad documental y estafa ya que el responsable de una empresa de construcción domiciliada en Berja (Almería) y que carecía de actividad real presuntamente habría dado de alta en la Seguridad Social de manera fraudulenta a 20 trabajadores, lo que ha generado una deuda a las arcas públicas de 166.267 euros.

Las investigaciones realizadas permitieron comprobar que dicha empresa había contraído una deuda con la Seguridad Social por el impago de las cuotas correspondientes por dichas contrataciones que ascendía a más de 74.499 euros, a los que hay que añadir 91.768 euros defraudados por los falsos trabajadores que obtuvieron fraudulentamente en forma de prestaciones al Servicio Estatal de Empleo.

Según indica la Comisaría en una nota, el responsable de la trama había establecido una empresa ficticia, asentada en la localidad de Berja (Almería), con la que simulaba la existencia de relaciones laborales con fines fraudulentos y que carecía de una actividad real.

El fraude era doble, ya que el empresario suscribía numerosos contratos de trabajo y las correspondientes altas en el sistema de la Seguridad Social a falsos trabajadores que, a cambio, debían abonar 200 euros por el contrato, según las comprobaciones de la Policía Nacional a instancias de la Unidad de Control contra el Fraude de la Tesorería General de la Seguridad Social en Almería.

Por otra parte, los falsos trabajadores todos ellos de nacionalidad rumana, obtenían así un contrato de trabajo y permanecían dados de alta unos meses en la Seguridad Social, tras lo cual, se beneficiaban del cobro de prestaciones sociales por desempleo, de unos fondos públicos que nunca habían generado.

Esta actuación tiene como antecedentes el convenio de colaboración suscrito entre los Ministerios de Empleo y Seguridad Social y del Interior, para coordinar las actuaciones entre la Inspección de Trabajo y Seguridad Social y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, en materia de lucha contra el empleo irregular y fraude a la Seguridad Social.

La operación, que ha sido llevada a cabo por agentes de la Brigada de Extranjería y Fronteras de la Comisaría de El Ejido, a contado con la colaboración de la Inspección Provincial de Trabajo y Seguridad Social de Almería, la Unidad de Control contra el Fraude de la Tesorería General de la Seguridad Social, el Servicio Público de Empleo Estatal y la Oficina de Extranjeros de Almería.