Olympiacos endurece la Liga de Campeones para el Atlético

La efectividad del Olympiacos provocó la primera derrota del Atlético

Los de Simeone pagaron su mal inicio y no saber aprovechar su momento para sufrir su primera derrota ante el equipo de Míchel. 

 

 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

OLYMPIACOS: Roberto; Elabdellaoui, Botía, Abidal, Masuaku; Kasami (Giannoulis, min.83), Maniatis, Milivojevic, Afellay (N'Dinga, min.69), 'Chori' Domínguez (Fuster, min.57) y Mitroglou.

 

ATLÉTICO DE MADRID: Oblak; Juanfran, Godín, Miranda, Ansaldi; Koke, Gabi (Griezmann, min.56), Mario (Saúl, min.75), Arda; Raúl García (Cerci, min.66) y Mandzukic.

 

GOLES

   1-0, minuto 12. Masuaku.

   2-0, minuto 31. Afellay.

   2-1, minuto 38. Mandzukic.

   3-1, minuto 73. Mitroglou.

   3-2, minuto 86. Griezmann.

 

ÁRBITRO: Pedro Proença (POR). Amonestó a Domínguez (min.35) y Maniatis (mni.45), por el Olympiacos, y a Gabi (min.2), Koke (mni.45) y Saúl (min.88), por el Atlético.

 

ESTADIO: Georgios Karaiskakis.

El Atlético de Madrid se estrenó del peor modo posible en la Liga de Campeones 2014-2105, en la que el año pasado brilló hasta rozar el título, después de perder este martes por 3-2 en su complicada visita al Olympiacos griego, un oponente muy efectivo y que aprovechó el mal inicio visitante para lograr una ventaja en el marcador que luego supo gestionar pese al empuje 'colchonero'.

 

El actual subcampeón de Europa salió derrotado de El Pireo de Atenas por primera vez en mucho tiempo en el máximo torneo continental, donde la pasada campaña estuvo invicto en sus 12 partidos y cediendo sólo en la prórroga de la final de Lisboa ante el Real Madrid. La derrota, si bien no complica seriamente el futuro rojiblanco en la competición porque queda mucho por jugar, sí le empina el camino hacia los cruces, reduciendo ya su margen de error.

 

No fue un gran partido del equipo español, que tras recibir dos goles a la media hora de un buen rival, supo reaccionar y encerrar al conjunto heleno en su área en la segunda mitad, pero Roberto se cruzó en las intentonas comandadas por Griezmann y Mitroglou sentenció en la única que tuvieron los de Míchel.

 

El Atlético, con la novedad de Jan Oblak en la portería, Ansaldi y Mario Suárez relevando a Siqueira y Tiago, y Arda y Raúl García como compañeros más ofensivos de Mandzukic, comprobó pronto lo que esperaba en el Giorgios Karaiskakis. El conjunto griego se plantó bien y supo controlar al actual subcampeón, que firmó una primera media hora llena de problemas.

 

Primero, Gabi recibió una amarilla a los dos minutos y, poco después, Mandzukic sufría un golpe en el rostro que casi le deja fuera del partido. Para acabar con el mal, Masuaku abría el marcador para los de Míchel con un disparo desde fuera del área ante el que el portero esloveno, algo tapado, no pudo hacer nada.

 

El equipo visitante no carburaba, atenazado por la presión local y sin que Gabi, Mario, Koke o Arda pudieran conectar arriba, lo que le impedía gozar ocasiones de peligro, mientras que el 'Chori' Domínguez y Mitroglou eran un auténtico incordio para el campeón español, que tuvo acercamientos esporádicos, pero bien resueltos por la zaga del campeón griego.

 

El paso de los minutos iban asentando al Atlético, cuando el Olympiacos golpeó por segunda vez. El 'Chori' dejó pasar inteligentemente un balón para la llegada de Afellay, favorecido por la imprecisión entre Mario Suárez y Ansaldi y que batía a Oblak para poner cuesta arriba el partido para los de Simeone, nuevamente en un palco viendo el partido por su expulsión en la final de Lisboa. Sin embargo, el actual subcampeón se metió en el partido gracias a un buen centro de Ansaldi para que Mandzukic demostrase una vez más su 'maestría' en el juego aéreo para meter a los suyos en el choque poco antes del descanso.

 

EL ATLÉTICO APRIETA

 

El paso por vestuarios devolvió a un Atlético de Madrid dominador, favorecido por el paso atrás dado por el conjunto de Míchel que, desprovisto del balón, tenía que limitarse más a defender y a buscar algún contragolpe. Juanfran y Ansaldi jugaban más en campo contrario y Arda encontraba más espacio para imponer su calidad.

 

El 'Cholo' movía pieza metiendo a Antoine Griezmann en lugar de Gabi, mientras que su homólogo quitaba a, por entonces su mejor jugador, el 'Chori' para dar entrada a David Fuster, en busca seguramente de más posesión y frescura en el medio, donde los rojiblancos perdían la 'batalla'.

 

El francés demostró pronto su peligrosidad con dos disparos que obligaron a Roberto a mostrar sus cualidades, mientras que Arda envió un potente disparo que se fue fuera por poco. Olympiacos sufría y era el momento del conjunto 'colchonero', y por ello Simeone hizo debutar a Cerci.

 

Sin embargo, el Atlético no lo aprovechó y su rival tiró de efectividad para sentenciar. Kasami se marchó por la derecha y su pase a Mitroglou sirvió para que el delantero griego maniobrase con habilidad para empañar el debut de Oblak y, pese al postrero gol de Griezmann y el acoso final, endurecer desde el principio el asalto a la Liga de Campeones del campeón de la Liga BBVA.