Obras a contrarreloj en el centro de Valladolid con la vista puesta en la Semana Santa

La calle Claudio Moyano permanece cortada desde este lunes. @POLICIAVLL

El Ayuntamiento ya ha confirmado que la calle Francisco Zarandona permanecerá cerrada para entonces, pero otras se encuentran pendientes estos días de reparaciones menores.

OBRAS DE VALLADOLID

 

Concluyen el viernes: Calle Macías Picavea y Claudio Moyano. 

 

Pendiente de retirarse antes de Semana Santa: Andamio en la Plaza Mayor.

 

Cortadas en Semana Santa: Francisco Zarandona. 

Tic, tac, tic, tac, tic, tac. Puede que no haya mayor presión para un empleado que notar sobre la nuca el aliento del incesante paso del tiempo, ese que en cualquier momento puede hacer sonar el timbre del final de un trabajo. Pues bien, varios empleados municipales de Valladolid continúan obrando estos días contrarreloj para dejar diferentes calles y carreteras a punto para los trascendentales días que se avecinan en la ciudad, que no son otros que los de Semana Santa.

 

Con el 18 de marzo, viernes, marcado en rojo en el calendario como el momento en que se dará de manera oficial el pistoletazo de salida a la Pasión y a la solemnidad, aún hay alguna que otra vía que no ha finalizado sus arreglos. En todo caso, y como es lógico, desde el Ayuntamiento de Valladolid se ha hecho una planificación de estas obras que, en su gran mayoría, deberían haber concluido este viernes. Al menos sobre el papel.

 

Así las cosas, este lunes el concejal de Urbanismo, Manuel Saravia, quiso dejar patente que la mayoría de reparaciones habrán concluido antes de que se inicie tan crucial periodo para Valladolid. De hecho, y pese a que algunas obras arrancaron este lunes, encontrarán su término este mismo viernes o en los próximos días. Y es que no se puede andar con chiquitas en unos días que atraen gran parte del turismo de todo el año.

 

Este mismo lunes, por ejemplo, la Policía Municipal cortó dos calles como son la de Macías Picavea y Claudio Moyano, dos arterias que mueven bastante tráfico en el centro de Valladolid. En principio ambas volverán a la normalidad para este mismo viernes después de unos cuantos ‘parches’ en la calzada.

 

La que no verá la luz para que los cofrades pongan sus pies en ella será la de Francisco Zarandona, junto al antiguo Mercado del Val, que en principio seguirá en dicha situación hasta por lo menos el mes de mayo. Ergo, varias procesiones tendrán que desviar su habitual recorrido, algo que “ya está hablado” con la Junta de Cofradías, como explicó este lunes Saravia.

 

No es el único punto preocupante, en todo caso. El concejal de Urbanismo también está gestionando personalmente las conversaciones con la empresa que ha colocado un enorme andamio en una de las fachadas de la Plaza Mayor, ya que esta se ha comprometido a, si no concluyesen las reparaciones antes de Semana Santa, retirar absolutamente todo para retomar una vez concluido el periodo de Pasión. No debería haber problema en este sentido, pero se trata de otro de los puntos a tener en cuenta.

 

Así, se espera que todo esté terminado a tiempo y que no haya mayores contratiempos, aunque con estos trabajos nunca se sabe. La Semana Santa no espera.

Noticias relacionadas