O todo o nada: la mitad de los españoles gasta 151 euros al mes en intentar adelagazar

El 31 por ciento de los encuestados reconocieron que no hicieron dieta, sólo incrementaron la actividad física; un 26 por ciento incrementó el número de comidas al día.

Los españoles utilizan diversos métodos para adelgazar y dependiendo de cuál elijan, el 45 por ciento no invierte dinero en ello, mientras que el resto gasta 151 euros de media al mes, según los resultados de una encuesta realizada por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) a más de 2.000 personas entre 18 y 64 años, que se publica en la revista 'OCU-Salud' del mes de agosto.

  

Los métodos utilizados para conseguir una reducción de peso son variados. El 31 por ciento de los encuestados reconocieron que no hicieron dieta, sólo incrementaron la actividad física; un 26 por ciento incrementó el número de comidas al día; un 14 por ciento realizó dieta y actividad física; el 13% por ciento sólo hizo dieta; un 11 por ciento se sometió a algún método en una clínica de adelgazamiento; el 10 por ciento lo hizo a base de suplementos dietéticos; y el 0,20 por ciento se sometió a cirugía ( método que únicamente está indicado para los casos de obesidad más graves). Para la OCU, sorprende constatar que cuando el método elegido es una dieta, el 43 por ciento sigue aquella que le han recomendado amigos y familiares.

  

Preguntados por los resultados de sus técnicas para perder peso, algo más de la mitad consiguió deshacerse de un 30 por ciento o más de su exceso de peso. No obstante, con el paso del tiempo la mayoría acaba recuperando parte o la totalidad de lo perdido; de hecho es muy común haber realizado varios intentos por adelgazar a lo largo de la vida, lo que "convierte este proceso en algo cíclico". En cuanto a los aspectos negativos de los intentos por adelgazar estaban la sensación continua de hambre, mal humor, tristeza y debilidad.

  

Otras de las conclusiones del estudio reflejan que el 73 por ciento de las mujeres y el 54 por ciento de los hombres tienen más peso del que les gustaría. Además, la inmensa mayoría de los españoles ha intentado adelgazar en algún momento de su vida (el 94% de las mujeres y el 88% de los varones).

 

PRINCIPAL MOTIVO PARA ADELGAZAR, SENTIRSE BIEN CONSIGO MISMO

  

Cuando fueron preguntados por los motivos que les llevaban a adelgazar, los datos han reflejado que el 90 por ciento respondió que era por sentirse bien consigo mismo; un 30 por ciento se refería a problemas de salud o consejo médico; el 18 por ciento lo hizo por consejo o insistencia de amigo o familiar; un 17 por ciento para mejorar su aspecto de cara al verano o para una ocasión concreta; el 16 por ciento movido por mejorar la vida social; 10 por ciento por consejo o insistencia de su pareja y un nueve por ciento por mejorar su carrera profesional.

    

El sobrepeso y la obesidad en España afectan ya a casi la mitad de la población. Las cifras oficiales hablan del 54 por ciento de adultos y el 28 por ciento los menores. Estas patologías "incrementan el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares o degenerativas de los huesos, diabetes y diferentes tipos de cáncer". Además, como muestran los datos de la encuesta, también se relacionan con "una peor salud a nivel psicológico y emocional".

  

Tras la realización de la encuesta, la OCU ha ofrecido recomendaciones  para la pérdida de peso, tales como no confiar en dietas o productos que prometan milagros, realizar cinco comidas al día y tomarlas a la misma hora con tranquilidad y buen humor, incrementar la actividad física, utilizar los medicamentos para adelgazar (solo si son prescritos por un médico y cuando no funcione la combinación de dieta y ejercicio), y,en caso de necesitar una pérdida de peso significativa, aconsejan ponerse en manos de un médico endocrino, o de un dietista-nutricionista.