MyWigo Valladolid se lleva un emocionante derbi para cerrar el año con victoria (77-70)

Los jugadores del MyWigo celebran la victoria. ALBERTO MINGUEZA
Ver album

Los de Porfi Fisac se encomendaron a Javi Lucas y Montañez para alzarse en un encuentro igualado y disputado ante el Ford Burgos.

FICHA TÉCNICA:

 

77 - MyWigo Valladolid: Javi Lucas, Sergi Pino, Mikel Uriz, Dani Astilleros y Micky García Stobart (quinteto inicial). También jugaron Montañez, Jonathan Arranz, Koyanouba, Iván Martínez y Sergio de la Fuente.

 

70 - Ford Burgos: Lluis Costa, Miguel Feliu, Jorge García, Jeffrey Nunes y Taylor Coppenrath (quinteto inicial). También jugaron Albert Sabat, Maresch, Juan Ignacio Jasen, Sergio Olmos y Diouf.

 

Parciales: 23-17, 43-38, .

 

Árbitros: Carpallo Miguelez y Torres Sánchez.

 

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 14 de la Liga Adecco Oro disputada en el Pabellón Pisuerga (Valladolid). 

La emoción y la alegría tomaron cuerpo a partes iguales este domingo en el Pabellón Pisuerga con el triunfo del MyWigo Valladolid ante Ford Burgos por 77-70, de manera que los de Porfi Fisac consiguieron la novena victoria de la temporada y cerraron el 2014 con buenas sensaciones.

 

Y eso que la tónica del encuentro fue más bien de igualdad de principio a fin. Con más desacierto burgalés que buena defensa pucelana al comienzo, arrancaron con ventaja los de Fisac. Desde el primer momento se pudo comprobar lo que iba a ser una pelea de poder a poder, un choque entre quinto y sexto de la tabla que no querían desengancharse de la parte alta de la clasificación.

 

Y así, el partido se convirtió en primera instancia en un encuentro de ida y vuelta, con un Javi Lucas muy capaz y con ganas, además de un Montañez en el que se cimentaba el juego de MyWigo. Tras una pequeña empanada local, finalmente los locales terminaron de coger una pequeña ventaja que mantendrían casi todo el partido, pese a la insistencia de un Ford Burgos peleón y combativo.

 

Pero ahí estaba precisamente el fallo de los de Casadevall. Mientras que los burgaleses funcionaban por momentos, el MyWigo se mostró más regular, más constante. Si bien es cierto que se notó la dependencia por momentos de Montañez y Lucas, el resultado y la tranquilidad favorecía al conjunto morado ante un rival que, por cierto, contaba con el aliento de una buena afición trasladada desde Burgos.

 

Fue entonces cuando salió a relucir la buena defensa pucelana. Por lo general muy, muy correcta en casi todas las fases del encuentro, el Ford Burgos se encontró con un muro infranqueable que ya mareó en su día de igual manera a Palencia, y que esta vez sufrió el conjunto hoy de naranja. En todo caso, poco a poco el Pucela fue dando ciertas concesiones y el marcador se fue apretando, para que al descanso se llegara con un incierto 43-38, gracias en parte a un buen Jeffrey Nunes que con sus puntos dio la vida a su equipo.

 

Salió el MyWigo con todo, dispuesto a sentenciar el partido cuanto antes, cosa que no sería así. Enseguida se pusieron los de Fisac a una distancia de doce puntos, pero no fue más que un espejismo. Burgos se encomendó al rebote, el gran ‘pero’ hoy día de los de Porfi Fisac, suficiente para volver a ponerse a la par del equipo morado.

 

En todo caso fue la tempestad que precedió a la calma, al contrario de lo que suele decir el refranero popular. Después de un buen arranque, la cosa rebajó revoluciones y los dos equipos cayeron en un desacierto total que enfrió el marcador, por cierto con un árbitro bastante puntilloso y que desesperó por momentos al Pabellón. Un triple de Iván Martínez que levantó al público de sus asientos casi al final del tercer cuarto dejó todo con un interesante 62-55.

 

Para entonces volvió a tomar protagonismo Montañez. El escolta se hinchó con los tiros libres al mismo ritmo que la grada se crecía y metía en el partido, de manera que se terminó por crear un ambiente precioso y digno de un derbi. El buen hacer y la paciencia terminaron por tener su recompensa, de manera que, no sin cierto sufrimiento al final, MyWigo cerró el año con una victoria más.