Mujer joven y con estudios superiores ¿Eres tu la emprendedora?

España cuenta con más de 650.000 mujeres emprendedoras pese a percibir pocas oportunidades para la puesta en marcha de una empresa, según el informe especial GEM sobre emprendimiento femenino en el que se ofrece una visión global sobre las mujeres empresarias de hasta 83 países.

El perfil de la emprendedora española se corresponde con el de una mujer joven, de entre 25 y 34 años, con estudios superiores y que se lanza a emprender cuando detecta oportunidades en el mercado.

 

Las emprendedoras españolas cuentan con un porcentaje mayor de negocios consolidados que las de otros países europeos, aunque siguen representando un porcentaje inferior (6%) al de los varones emprendedores (8%).

 

 

 

Según este informe, el porcentaje de mujeres que ofrecen productos o servicios innovadores en España es similar a la media europea y equiparable a la de los hombres españoles.

 

No obstante, las mujeres empresarias tienen menos expectativas de crecimiento e internacionalización en sus negocios que el resto de europeas.

 

LA TASA DE ACTIVIDAD EMPRENDEDORA DE LAS MUJERES SE ESTABILIZA

 

En el mundo hay 128 millones de mujeres que han montado su propio negocio. La tasa de actividad emprendedora (TEA) ha aumentado un 7% en 61 países en dos años, hasta situarse en el entorno del 11%, mientras que en España se ha estabilizado en el 4,5% después de retroceder en los inicios de la crisis.

 

Según el informe GEM, la diferencia que separa a mujeres y hombres españoles que han optado por emprender un negocio se ha reducido un 30% en la última década, hasta representar actualmente un porcentaje más pequeño que en el resto de Europa.

 

Los datos sobre emprendimiento en España han sido analizados por RED GEM España, una asociación formada por 15 equipos de investigadores procedentes del mundo académico y empresarial. Esta asociación cuenta con el liderazgo institucional del Centro Internacional Santander Emprendimiento (CISE) y el patrocinio principal de Banco Santander y la Fundación Rafael del Pino.