Muchas incógnitas aún en la plantilla del Valladolid

La defensa es de garantías. Se necesita un centrocampista y un delantero de garantías y buscar refuerzos en los extremos y la mediapunta. Si no se encuentra, se echará mano de la cantera.

La Segunda División de España 2014/15 será la 84.ª edición de la competición, y presumiblemente, por la entidad de los equipos, será una de las ediciones más duras, competitivas y de más nivel en la historia de la Segunda División. Además del propio Real Valladolid, clubes históricos y de la entidad del Real Zaragoza, Real Sporting de Gijón, Real Racing Club de Santander, Real Murcia Club de Fútbol, Real Club Deportivo Mallorca o Real Betis Balompié lucharán por el ascenso y dejar atrás la fatídica Segunda División.

 

El objetivo del Real Valladolid es claro y no se esconde, el ascenso. Pero la Segunda División es una competición muy dura y competitiva. Cualquier equipo puede ganarte, porque las diferencias entre los mejores equipos y los peores, son mínimas. Muchos viajes, mucho cansancio, muchos partidos y por todo ello, el Real Valladolid necesita una plantilla amplia y sóida para hacer frente a todos los imprevistos que surgirán a lo largo de una temporada en Segunda División que será tortuosa.

 

Muchas son las incógnitas que todavía están por resolver en la plantilla, si bien es cierto que una base del esqueleto del equipo está ya construido. Con la renovación de Rubio, y la presumible continuidad de Valiente, el cuarteto formado por Jesús Rueda, Marc Valiente, Álvaro Rubio y Óscar debería ser el pulmón y chasis del equipo. El club cuenta con tan solo 13 fijos en su plantilla más las dudas de Sastre y Bergdich. Rubi ha manifestado que va a echar mano de la cantera, decisión totalmente plausible y necesaria en un club como el Real Valladolid, que no puede permitirse el lujo de reforzar su plantilla en base a cuantiosos traspasos. Por todo elos, el error que no se debe cometer otra vez, es fichar mediocridades si no se encuentran refuerzos de garantías en lugar de dar oportunidades a los chicos de la cantera.

 

 

Porteros: Tras la marcha de Diego Mariño al Levante y la no renovación de Jaime, el Real Valladolid tiene que buscar un portero que compita con Dani Hernández por el puesto titular. Roberto Santamaría, ex de la Ponferradina, o Manu Herrera, portero del Elche CF, suenan como futuribles. Presumiblemente, el tercer portero procedería de la cantera.

 

 

Defensas: Sin duda, el lugar más reforzado de la plantilla. La pareja Rueda - Valiente, deberá ser clave en las aspiraciones del Real Valladolid. Chica y Peña son dos laterales veteranos, con un buen nivel físico y defensivo, aunque no ofensivo. Con esta línea de cuatro, el Valladolid acabará muchos partidos con la portería a 0. Samuel Llorca es un recambio de garantías en el puesto de central, y Xavi Carmona debería competir de tú a tú con Chica. Hace falta un cuarto central y sobre todo, otro lateral izquierdo que pueda competir con Peña. 

 

 

Centrocampistas: André Leão y Álvaro Rubio son los dos únicos centrocampistas con presencia asegurada en la plantilla. El futuro de Sastre está en el aire. Álvaro Rubio es un competidor nato, pero su edad limita mucho su físico y no va a poder ser un referente durante todas las semanas. Leão es una incógnita y presumiblemente hará la función de Víctor Pérez, por delante de Álvaro Rubio. El Valladolid necesita al menos un centrocampista de recorrido, con presencia y sobre todo, de carácter físico. 

 

 

Extremos:  Una línea formada por Omar, Óscar y Jeffren suena muy bien. Su nivel técnico es altísimo para la Segunda División, pero tanto física como defensivamente son jugadores que aportan muy poco. Por ello, el club necesita reforzar el centrocampo con jugadores muy físicos. Bergdich está más fuera que dentro. El Valladolid necesita reforzar las tres posiciones, extremo izquierdo, extremo derecho y mediapunta, con otro jugador que pueda competir con Omar, Óscar y Jeffren y puedan suplirles en caso de lesión. 

 

 

Delanteros: Mucho trabajo por hacer, porque la plantilla solo cuenta con un delantero por ahora. Es Roger, que viene cedido del Levante, y jugó la temporada pasada en el Real Zaragoza, anotando doce goles en treinta y seis partidos. El Valladolid necesita buscar un delantero de garantías para competir con Roger en esa posición. 

Noticias relacionadas