Morenés no ve necesario mandar más militares a Malí, aunque el Gobierno analiza día a día la situación

Pedro Morenés
Niega "discrepancias" con el ministro de Exteriores e insiste en que cualquier decisión corresponde al Consejo de Ministros


MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

El ministro de Defensa, Pedro Morenés, ha asegurado este miércoles que en estos momentos no está encima de la mesa una ampliación de la participación española en la misión europea en Malí, en la que España es ya "el segundo contribuyente", pero ha insistido en que el Gobierno analiza "día a día cuáles son las necesidades" para tomar las decisiones oportunas, que corresponden al Consejo de Ministros.

En un encuentro con periodistas, Morenés ha asegurado que ahora mismo "no hay ninguna propuesta conjunta" de los ministros de Exteriores y de Defensa al Gobierno sobre una "ampliación de la operación de Malí", y "ni siquiera está en el orden del día".

El ministro ha insistido en que "en estos momentos" no se está "reflexionando" sobre la "hipótesis" de enviar más militares que los ya comprometidos, aunque ha apostillado que esto puede cambiar si el Gobierno así lo considerara. En ese caso, ha dicho, habría un acuerdo en el Consejo de Ministros que debería ser aprobado por el Parlamento.

Morenés ha negado que exista alguna "discrepancia" con el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo, sobre este asunto y ha insistido en que la participación de España en misiones internacionales "se aprueba por el Gobierno de la nación".

El jefe de la diplomacia realizó el pasado fin de semana una gira africana para conocer la situación en el Sahel y "valorar" si es necesario que España incremente su apoyo en Malí. García-Margallo apuntó que la operación internacional "va a exigir más esfuerzos de los que se habían previsto" y señaló que se había detectado la necesidad de "recursos adicionales, militares, humanos y financieros".

En concreto, precisó que España iba a "estudiar" una petición francesa para enviar una treintena más de militares a la fuerza de protección que debe garantizar la seguridad de los efectivos que formarán al Ejército maliense, aunque también recalcó que esta decisión corresponde al Consejo de Ministros.

CONTRIBUCIÓN "SUFICIENTE"

Morenés ha insistido este miércoles en que España es el "segundo contribuyente" a la operación europea en Malí, sólo por detrás de Francia. A su juicio, España "ha reaccionado bien" a esta crisis, ha dado su apoyo "desde el principio" y participa en los esfuerzos internacionales para frenar a los yihadistas con una contribución que le parece "suficiente", aunque esto no "prejuzga" que pueda cambiar en un futuro.

En concreto, ha recordado que España participa con un avión de transporte militar 'Hércules C-130' a la 'Operación Serval' lanzada por Francia el 11 de enero para frenar el avance de 1.500 yihadistas hacia Bamako y permite, además, el sobrevuelo de su espacio aéreo a los aviones de sus aliados y el uso de sus bases.

De hecho, ha explicado que más de 80 aviones han hecho escalas en las bases españolas autorizadas y 500 aviones han sobrevolado el espacio aéreo despañol, de ellos 200 militares. En el marco de esta operación, también está estudiando añadir a las labores de transporte del 'Hércules' también otras de reabastecimiento en vuelo y ha explicado que también podría empezar a operar en el aeropuerto de Sevare, junto a la localidad de Mopti.

Además, ha recordado que España se comprometió a enviar hasta 50 instructores a la misión de entrenamiento y, dado que muchos países han ofrecido efectivos para estas labores, también ha asumido tareas de protección de los formadores. En total, ha dicho, contempla ya el envío de 56 militares, entre instructores y efectivos para darles seguridad.

"Lo que estamos haciendo nos parece una operación suficiente", ha explicado Morenés, que ha insistido en que España "está haciendo lo que tiene que hacer". "Somos aliados muy competentes", ha insistido Morenés.

Dicho esto, Morenés también ha apuntado que la presencia europea en Malí es "circunstancial" porque deben ser las fuerzas africanas las que asuman la responsabilidad de lo que allí ocurre. De hecho, ha apuntado que ya se han empezado a escuchar voces "críticas" en algunos países de la región contra una presencia militar no africana.