Médicos Sin Fronteras presenta en Valladolid la campaña “Pon una Vacuna”

Médicos Sin Fronteras ha presentado en Valladolid la campaña “Pon una Vacuna” con el objetivo de mostrar los retos a los que se enfrentan los equipos de MSF en las campañas de vacunación. 

La vacunación es una de las formas más eficaces de reducir la mortalidad infantil. Sin embargo, cada año, uno de cada cinco niños no recibe todas las vacunas que necesita antes de cumplir su primer año de vida: esto le deja expuesto a enfermedades prevenibles, pero que son mortales, como el sarampión, la neumonía o las enfermedades diarreicas. Como resultado, 1,5 millones de niños mueren cada año por enfermedades que podrían evitarse gracias a las vacunas.

 

¿Por qué existiendo una medida tan sencilla como la inmunización siguen muriendo 4.000 niños al día por enfermedades prevenibles con vacunas? Lamentablemente en demasiadas ocasiones, las vacunas no llegan hasta las personas que más las necesitan en los países en desarrollo. El exponencial aumento de los precios en los últimos años, la falta de adaptación de las vacunas a la realidad de los países en desarrollo y el estricto calendario de inmunización son las principales causas de esta situación.

 

Este martes, Médicos Sin Fronteras ha presentado en Valladolid la campaña “Pon una Vacuna”. El objetivo es mostrar los retos a los que se enfrentan los equipos de MSF en las campañas de vacunación. La iniciativa explica el difícil proceso de hacer llegar las vacunas hasta zonas remotas, las dificultades  a la hora de aumentar la inmunización infantil, y la necesidad de derribar las barreras de precios y adaptar las vacunas a contextos con escasos recursos humanos y materiales. La campaña también tiene un objetivo muy concreto: que las farmacéuticas bajen los precios de una de las vacunas más caras: la de la neumonía. Cada 35 segundos muere un niño por culpa de esta enfermedad y, aunque existe una vacuna eficaz, el 75% de los niños del mundo siguen sin estar inmunizados contra ella.

 

Cada año, los equipos de MSF vacunan a millones de personas, ya sea como respuesta a brotes de enfermedades como el sarampión, la meningitis, la fiebre amarilla y el cólera o como parte de campañas de inmunización rutinaria. Sólo en 2014, MSF vacunó a 1,5 millones de personas contra el sarampión y a 75.000 contra la meningitis en respuesta a brotes de esta enfermedad. Por ello, ‘Pon una vacuna’ también es una invitación para todas aquellas personas que deseen apoyar los esfuerzos en materia de vacunación de MSF.