Más de 155.000 personas han visitado la muestra 'El legado Casa de Alba'

Este domingo cierra sus puertas en CentroCentro Cibeles la exposición 'El legado Casa de Alba', organizada por la Fundación Casa de Alba y el Ayuntamiento de Madrid, y por la que han pasado más de 155.000 visitantes desde el pasado mes de noviembre.



MADRID, 19 (EUROPA PRESS)



La muestra ha recogido por primera vez más de 150 obras procedentes del patrimonio de la Casa de Alba y ha representado una de las más importantes muestras de arte en la comunidad de Madrid. 'El Legado Casa de Alba' muestra pinturas, esculturas, documentos históricos y manuscritos, piezas arqueológicas, joyas, mobiliario o trajes, la mayoría procedentes del Palacio de Liria.

La riqueza de obras en la colección 'El Legado de Casa de Alba' ha incluido piezas como 'La duquesa de Alba de blanco', de Francisco de Goya en 1795, o 'La Virgen de la granada' de Fra Angelico, así como grandes obras maestras de Tiziano, Murillo, Ingres, Renoir, Rubens, Ribera, Zurbarán y Zuloaga, se encuentran expuestas en la colección.

Cabe destacar la reciente incorporación del último testamento de Fernando El Católico, escrito un día antes de su muerte, por lo que cobra una especial relevancia histórica.

Durante los cinco meses que ha durado la exposición, la Fundación Casa de Alba ha celebrado numerosas actividades culturales con el objetivo de que el público conociera anécdotas y curiosidades históricas de la Casa de Alba.

Una de las más significativas ha sido un ciclo de coloquios celebrado en el Instituto Cervantes con expertos en arte, escritores y cineastas. Con la colaboración del conservador Rafael Alonso y el historiador José Manuel Calderón se llevaron a cabo unas conferencias sobre las relaciones de la Casa de Alba con la pintura, la novela, el cine y la historia de España.

Además, entre otras actividades, representantes de la Fundación Casa de Alba, como Cayetano Martínez de Irujo y Genoveva Casanova, responsable de Relaciones Institucionales de la exposición, celebraron un encuentro gastronómico de la mano de dos de los mejores representantes de la cocina de vanguardia española, Juan Mari Arzak y Salvador Gallego, anterior jefe de cocina de la Casa de Alba.