Mariano Rajoy habla sobre su posible sucesor: ¿quién será?

En una entrevista en el diario británico Financial Times, el presidente del Gobierno en funciones ha asegurado que a veces no es malo "no tener un sucesor natural".

El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, considera que no tiene un "sucesor natural" al frente del Partido Popular y, de hecho, cree que "no es malo" no tener a nadie a quién ceder el testigo.

  

"No tengo un sucesor natural. Y le digo otra cosa: a veces no es malo no tener un sucesor natural", confiesa en una entrevista publicada este martes en el diario británico Financial Times que ha recogido Europa Press.

  

Rajoy manifiesta su intención de continuar al frente del PP y del Gobierno, afirmando que se siente "bien" y "motivado" ante la nueva convocatoria de elecciones generales para el próximo 26 de junio. "Mi trabajo está a medio hacer", proclama.

  

"Creo que España necesita experiencia en este momento", defiende el presidente del Gobierno en funciones tras asegurar que España "ha superado la amenaza de quiebra" y "está creando puestos de trabajo", por lo que defiende "una gran coalición" tras los comicios para "consolidar la recuperación" de nuestro país.

 

"EL PP NO ES UN PARTIDO CORRUPTO"

  

Durante la entrevista, Rajoy carga contra Podemos, partido al que califica "del siglo XIX", y también contra el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, al que reclama "respetar la voluntad" de los votantes, recordando que no puede pedir al PP "deshacerse de su líder" cuando cuenta con el triple de escaños que la formación naranja.

  

El presidente y candidato del Partido Popular también defiende en las páginas del Financial Times que el PP "no es un partido corrupto" aunque "había algunas personas que hicieron lo que no deberían haber hecho" que "fueron forzados a salir".

  

Asimismo, Rajoy sostiene que el Estado "no crea empleo ni riqueza" y que pretende conseguir "una mayor libertad en la economía" española. De hecho, el diario lo ve como un líder "de bajo perfil y carente de carisma" y añade que su discurso recuerda al del expresidente de los Estados Unidos Ronald Reagan. "No tengo mucho en común con Reagan", responde Rajoy, que añade sin embargo que no era un "mal presidente".