Los trabajadores de Metales toman la calle el martes a la espera de una oferta de compra

Se concentrarán bajo el lema 'Por nuestra necesidad de recuperar el empleo' a partir de las 11.00 horas en la calle Miguel Íscar.

Los trabajadores de Metales Extruidos saldrán de nuevo a la calle este martes, 16 de julio, jornada en la que termina la primera fase de liquidación y se conocerá además si hay alguna oferta de compra de la empresa, ya que se abrirán los pliegos ante notario.

 

Así, los trabajadores se concentrarán bajo el lema 'Por nuestra necesidad de recuperar el empleo' a partir de las 11.00 horas en la calle Miguel Íscar, donde se encuentra el despacho del notario donde se abrirán los citados pliegos que podrían contener alguna oferta, después de que vayas empresas se hayan interesado desde su cierre en su posible compra.

 

Este mismo día terminará la primera fase de liquidación y el periodo de consultas del expediente de extinción de empleo al que se verán abocados todos los trabajadores, unos 320, si no hay otra posible solución.

 

Precisamente la última reunión sobre este asunto con los administradores se ha mantenido este pasado miércoles, también acompañada de una concentración de alrededor de medio centenar de empleados con la finalidad de hacer ver que siguen dispuestos a no permitir que se desmantele la empresa, han informado fuentes del Comité de Empresa.

 

BOLSA DE EMPLEO

 

En esta última reunión se reiteró la petición de los sindicatos de establecer una bolsa de empleo en la que se incluyeran todos los trabajadores salvo los que, de forma voluntaria, no lo quieran, de manera que prevaleciera su contratación antes que la de cualquier externo en caso de que hubiera algún comprador, obligación que proponen mantener durante tres años.

 

Asimismo, con el fin de que la empresa pierda valor mediante su venta en diferentes lotes, el Comité ha pedido a los administradores concursales que, una vez iniciada la segunda fase de liquidación, se mantenga la línea productiva de toda la planta de Jalón como un solo lote al menos hasta en 30 de octubre para que de esta manera se pueda disponer de más posibilidades de compra y también de recuperar el empleo.

 

Por el momento no ha trascendido que haya empresa alguna interesada en firme por la compra de Metales, aunque la Junta ha manifestado en alguna ocasión trabajar en ello para la búsqueda de posibles inversores y se han producido visitas a la factoría.

 

Si finalmente no se produjera una reactivación con una compra, los trabajadores quedarían despedidos con una indemnización de 20 días por año trabajado con un máximo de una anualidad.