Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

Los trabajadores de Auvasa renegocian horarios ante la previsible reestructuración de líneas

Un autobús de Auvasa, en plena marcha. BORIS GARCÍA

Desde el Ayuntamiento se mantiene la idea de realizar cambios en varias líneas de autobuses para 2016.

Auvasa, ante la previsible reestructuración de líneas que anunció el concejal del Ayuntamiento Luis Vélez hace unas semanas y prevista para 2016, ya se ha puesto en marcha. Este miércoles por la mañana el nombrado edil se ha reunido con el presidente del Comité de Empresa de autobuses municipales, y es que los trabajadores tienen ciertas peticiones para el nuevo Ayuntamiento. La más acuciante de ellas, un horario que les permita trabajar con mayor comodidad.

 

“Hemos puesto sobre la mesa algunos temas que les preocupan y que hay que abordar de manera inmediata, aunque la verdad es que no hemos avanzado mucho”, reconocía el propio Vélez a Tribuna. De hecho, la reunión se ha emplazado de nuevo para principios de septiembre. “En cuanto a los calendarios de trabajo cada año hay que renegociarlos, se hace así siempre, aunque a veces se hace para varios años de duración”. En todo caso justo tocaba revisión para 2016, con lo que ante la casi segura redistribución de líneas, no se trataba de mal momento para volver a entablar conversaciones.

 

A día de hoy los horarios de los trabajadores son varios. Los conductores, por norma general, tienen dos turnos; de siete de la mañana a tres de la tarde o de tres de la tarde a once, cuando los buses echan el cierre. “Claro, estos últimos no acaban a esas horas hasta que hacen el viaje y vuelven, y eso son horas extra”. Ahí está el primer contratiempo.

 

Pero hay otro más ostensible. “Hay otros que tienen un horario de siete de la mañana a once y luego de siete de la tarde a once de la noche y eso les rompe todo el día”, incide el concejal de Movilidad. “Empiezan pronto y acaban tarde, así que vamos a intentar corregirlo” En este último sector, de los que no muchos son conductores, hay cerca de noventa trabajadores afectados.

 

El problerma es que por ahora no hay una propuesta sólida para los horarios, de manera que todo queda pendiente de estudio. Tiempo hay, ya que hasta 2016 sí hay planificación. En todo caso, la buena noticia es que estas variaciones no afectarán a los ciudadanos ni alterarán los sueldos de los trabajadores de Auvasa.