Los ríos Pisuerga y Duero siguen en situación de alerta en Valladolid aunque el caudal baja lentamente

Imagen de la crecida del río Pisuerga a su paso por Valladolid. ELENA TEJEDOR

Su caudal presenta una lenta evolución a la baja aunque todavía mantienen esta precaución.

Los caudales de los ríos Pisuerga y Duero, a su paso por Valladolid, mantienen una lenta evolución a la baja aunque siguen estando en alerta. Es la tónica general de los ríos de Castilla y León con la excepción del Duero a su paso por Zamora.

 

Sobre la evolución previsible del episodio de avenidas, aunque este sábado es de tendencia lenta pero clara de descenso de caudales en todos los ríos (salvo el caso del Duero en Zamora), dependerá de la intensidad de las lluvias que hoy se produzcan. La alta saturación del suelo, provoca que ante lluvias no muy intensas, los cauces vuelvan a elevar sus caudales.

 

Si estas lluvias no provocaran nuevas crecidas en cabeceras, ni obligaran a incrementar los desembalses, el episodio de avenidas iría remitiendo lentamente. Los partes de avenidas emitidos tres veces al día son trasladados a los servicios de protección civil y otros organismos para su conocimiento.