Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

Los rectores de la pública, descontentos con el trato a la universidad 'online'

Universidad de Salamanca.

Los rectores de las universidades públicas no entienden que se hayan eliminado grados y se limite su nueva oferta académica mientras la Universidad Isabel I de Castilla les gana terreno con el beneplácito de la Junta. Reclaman que se le aplique el mapa de titulaciones.

Las universidades públicas dan hoy el pistoletazo de salida a un nuevo curso con el acto que preside el presidente Juan Vicente Herrera en Salamanca. No suele ser ocasión para la protesta, pero a nadie extrañaría que los discursos o los corrillos fueran escenario de algún reproche por lo que está pasando con las enseñanzas superiores en Castilla y León. El motivo es el descontento de los rectores de las cuatro univeridades públicas con el trato que la Junta está brindando a la Universidad Internacional Isabel I de Castilla, la universidad 'online' a la que dio licencia en pleno debate para eliminar titulaciones poco demandadas.

 

Aquello fue en julio de 2013, y después de un importante ruido de sables entre Junta y universidades. El visto bueno a esta quinta universidad dio paso a la protesta unánime de las cuatro presenciales que, al día siguiente, y en un acto conjunto criticaron la decisión porque era incoherente con las decisiones que había estado tomado la Junta y que afectaban directamente a las universidades tradicionales.

 

Meses atrás el propio consejero trabajaba junto a las universidades de Castilla y León en un decreto para reorganizar la oferta académica sobre la base de que había muchos grados, muchos estaban repetidos y se restaban alumnos entre ellos. El resultado fue reconducir e incluso eliminar algunos de los grados con menos matrícula, algo a lo que las universidades tuvieron que acceder por encima de historia y tradición.

 

Sin embargo, la aprobación de la universidad 'online' de Burgos rompía con el equilibrio del mapa de titulaciones establecido en ese borrador y, a la postre, definitivo en el texto final aprobado en octubre de 2013. La universidad burgalesa ofrecía, y ofrece, titulaciones como Criminología, Derecho, Educación Infantil y Primaria, Administración y Dirección de Empresas... en manos de las otras universidades y coincidentes con la oferta ya existente, lo que no ha sido óbice para que las siga ofreciendo.

 

Poco han cambiado las cosas para este curso. Las universidades públicas siguen 'peleándose' con el mapa de titulaciones para desarrollar nuevos estudios que sean atractivos, que atraigan alumnos y no entren en conflicto con otros. Pero lo que ha cambiado es el enfado de los rectores, que ya hicieron partícipe al ministro Wert de sus recelos sobre las universidades 'online' hace unos días. Curiosamente, el consejero Mateos comparte en estas reuniones las reservas de todas las Comunidades Autónomas... mientras en Castilla y León ha dado cancha a la nueva universidad burgalesa.