Los penaltis, una especie en peligro de extinción en Zorrilla

BORIS GARCÍA

El Real Valladolid es el antepenúltimo equipo con menos penas máximas a favor esta temporada junto a Málaga y Celta, solo uno, mientras que ha recibido cuatro.

El penalti, esa acción de un partido de fútbol que supone alegría y jolgorio para los aficionados del equipo favorecido y llanto y rechinar de dientes para los contrarios, por la alta posibilidad de que acabe eLbalón acabe en el fondo de la red.

 

Pues bien, esta temporada no tienen mucho motivo para la alegría los seguidores del Real Valladolid, y es que al equipo blanquivioleta le han pitado tras veintisiete jornadas de Liga hasta cuatro penas máximas en contra, mientras que solo ha tenido una a su favor... y la falló. Bien la recordarán en la grada de Zorrilla después de una épica remontada ante la Real Sociedad, que ponía el marcador 2-2 tras comenzar perdiendo 0-2.

 

Pasado el minuto 90, el ya desaparecido Ebert agarró el balón y probó suerte, pero Claudio Bravo cortó de raíz lo que hubieran sido los tres puntos para el Pucela. Efectividad, cero de uno, es decir, 0% esta temporada.

 

De esta manera, el Real Valladolid es por el momento el antepenúltimo conjunto, empatado con Málaga y Celta, en cuanto a penaltis a favor se refiere, estando Osasuna y Real Sociedad en la cola sin ningún lanzamiento desde los once metros. Curiosamente, si bien se cumple la norma de que dos equipos como Barcelona y Atlético, al ser de los más atacantes, están arriba con siete penales a favor, destaca la presencia del Rayo Vallecano como el primero, con ocho, después del último este lunes en Anoeta que se encargó de transformar Larrivey.

 

Pero volviendo a los datos del Real Valladolid, parece que los pupilos de Juan Ignacio Martínez no serán capaces, salvo que se pegue un rápido acelerón en estas once jornadas que quedan, de igualar los datos de la temporada pasada, cuando entre Víctor Pérez y Alberto Bueno consiguieron transformar los cinco decretados en la 2012/2013, cuatro el primero y uno el segundo.

 

En el otro lado de la balanza, las penas máximas en contra para el Pucela, cuatro, dejan a los blanquivioletas en un término medio de esta particular clasificación, empatado con Real Sociedad, Madrid, Rayo, Villarreal y Athletic, con seis equipos con mayor número y ocho con menor.

 

El Celta una vez más vuelve a aparecer en este aspecto, ya que si al menos solo le han pitado una a favor, al menos también le han decretado una en contra, mientras que los porteros de Granada, Almería y Valencia han tenido que enfrentarse nada más y nada menos que a siete penales hasta el momento.

 

¿Y cuál es la razón por la que el Pucela cuenta con menos lanzamientos desde los once metros esta temporada? Teniendo en cuenta todas las posibles variables, desde los árbitros hasta los jugadores que no son los mismos, podría achacarse a la evidencia de que este equipo llega mucho menos a portería, uno de los deberes pendientes de este Real Valladolid para que los penaltis dejen de ser una especie en peligro de extinción en Zorrilla.