Los padres apoyan al profesor detenido en Cabezón con un comunicado dirigido al juez

Imagen de la entrada del colegio Melquíades Hidalgo de Cabezón de Pisuerga.

Los padres de los alumnos de la clase asignada al profesor detenido por presuntos abusos sexuales enviarán al Juzgado un comunicado de respaldo y apoyo sin fisuras. 

Los padres de los alumnos a los que ha dado clase el profesor detenido en Cabezón por un supuesto delito de abusos sexuales apoyan sin fisuras al docente. Y lo hacen pasando a la acción a través de un comunicado que han elaborado de manera conjunta tras la reunión mantenida este viernes en las dependencias del centro Melquiades Hidalgo y que pretenden hacer llegar al juez que investiga este caso.

 

Así lo ha confirmado esta mañana el alcalde de Cabezón de Pisuerga, Arturo Fernández, conocedor de las intenciones de los padres que respaldan el trabajo del profesor detenido durante los ocho años que ha permanecido en este centro escolar y apelando a la presunción de inocencia.

 

El profesor, de 50 años de edad, había permanecido en el centro Melquiades Hidalgo durante los últimos ocho años, pero ya tenía asignado un traslado solicitado a un colegio de Valladolid para el próximo curso. Es decir, finalizaba su etapa en Cabezón el día 22 de junio.

 

En agradecimiento a su labor con los alumnos, los padres habían acordado entregarle un obsequio a modo de despedida. A pesar de las acusaciones, mantienen su idea de hacerle llegar dicho recuerdo.

 

El apoyo de los padres, que esta mañana se han reunido con el director del centro, no ha sido el único ya que los compañeros del claustro de profesores también han sido unánime en su respaldo desde que se conoció la denuncia y posterior detención.

 

El alcalde de Cabezón se ha multiplicado este viernes para atender las diferentes solicitudes de información sobre el caso y, muy cercano en todo momento, para apelar a la calma con la prudencia propia de una acusación de este calado. "Es importante apelar a la presunción de inocencia pero si se demuestra su culpabilidad, lógicamente que caiga todo el peso de la ley", comentaba Arturo Fernández a este periódico. 

 

Arturo Fernández reconoce estar viviendo jornadas “complicadas” en las que apenas ha podido atender sus obligaciones al frente del Consistorio. Fernández aseguraba que en todo este caso ha habido "dos momentos". Un primero, este jueves tras hacerse públicay por sorpresa” la detención en la que existió "mucho nerviosismo y crispación", mientras que este viernes la situación ya era mucho más “tranquila”, especialmente cuando se ha conocido que el claustro del centro y los padres afectados apoyan la presunción de inocencia del profesor detenido por esos presuntos abusos sexuales.

 

Noticias relacionadas