Los industriales del Mercado del Val siguen a la espera de que se inicien las obras del edificio

Imagen del nuevo Mercado del Val, en la Plaza del Poniente. BORIS GARCÍA

El mercado provisional en la Plaza de Poniente está dejando satisfechos a sus trabajadores. Sus virtudes: la iluminación, la limpieza y su accesibilidad.

Ya han transcurrido diez meses desde que los industriales efectuaron el traslado de sus puestos del antiguo espacio del Mercado del Val al actual situado en la Plaza de Poniente. Pasan los días y a pesar de que en el pasado mes de marzo la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Valladolid concedió al Consorcio del Mercado del Val la aprobación del proyecto de ejecución de las obras de reestructuración interior del mercado y la construcción de un sótano comercial con espacio de carga y descarga, los trabajadores siguen esperando a que las obras de inicio.

 

La incertidumbre se percibe y así lo expresan varios trabajadores del Mercado. “En principio las obras iban a empezar en septiembre, pero no parece que vaya a ser así. Espero que para octubre empiecen”, nos indican desde Frutos Secos Sánchez.

 

Por su parte, el representante de la Asociación de Industriales de El Val, Felipe González, cree que las obras deberían empezar antes de Navidad, “pero no se puede dar una fecha. Hay que esperar que el proyecto salga a concurso y que se adjudique a una constructora para que empiecen las obras

 

Una vez dado comienzo las obras, se calculaba que éstas durarían alrededor de 18 meses, pero tras la renuncia a la construcción de un aparcamiento subterráneo la duración rondará los 12 meses.

 

 

Mientras tanto, la ubicación provisional en la Plaza de Poniente ha dejado satisfechos a todos los trabajadores. “Este mercado tiene varias virtudes, es muy luminoso, es muy limpio y todos los puestos están abiertos. Digamos que visualmente es muy atractivo. Y comercialmente es mejor zona”, nos explica Felipe González.  Aunque las tiendas son un poco pequeñas y hay cierta escasez de amplitud, añade.

 

“Aunque hay ganas de volver, este lugar provisional está bastante bien”, nos explican desde Frutos Secos Sánchez. “Está muy bien situado y bien iluminado. Es acogedor y hay claridad nada más entrar. Yo personalmente tengo clientes nuevos que antes no tenía aunque es cierto que también he perdido otros, imagino que por una cuestión de proximidad. Pero lo que queremos es poder volver. Después de las obras, el mercado va a estar cristalizado por ambos lados y va a ser todavía más visual y estético que aquí en la Plaza de Poniente”.

 

 

El NUEVO MERCADO DEL VAL

 

Su ubicación seguirá en la Plaza del Val de Valladolid, junto a la Iglesia de San Benito el Real. Uno de los mayores cambios será la eliminación del muro de ladrillo  que serán sustituido por grandes cristaleras para dar luminosidad, accesibilidad y espaciosidad al nuevo mercado. En el interior, los expositores contarán con más metros y se instalarán 49 puestos a lo largo de las 17 isletas con las que contará el mercado. 

 

El nuevo Mercado del Val hará uso del proyecto europeo "CommONEnergy", que está destinado a investigar sobre la integración de tecnologías innovadoras en espacios comerciales que reduzcan su demanda energética y minimicen las emisiones de gases efecto invernadero. De esta forma el espacio reducirá su consumo hasta un 75% gracias a los sistemas inteligentes de gestión energética que se instalarán en el recinto.