Tribuna mini Saltar publicidad
Cartel definitivo iberian file

Los humanos modernos acabaron con los 'hobbit' de Indonesia

Cueva de los Hobbit

El Homo Floresiensis, una especie antiguos humanos diminutos descubierta en la isla indonesia de Flores, pudo haber desaparecido antes de lo pensado y por culpa de los humanos modernos.

Publicado en la revista 'Nature', un nuevo estudio desafía investigaciones anteriores que concluyeron que estos habitantes de la isla de Flores coexistieron con nuestra especie durante decenas de miles de años.

Ellos encontraron que la edad más temprana de Homo floresiensis, apodado el 'Hobbit', es hace unos 50.000 años, no entre 13.000 y 11.000 años, como se afirmó inicialmente.

Dirigido por científicos e investigadores de Indonesia y el Centro de Investigación de la Evolución Humana de la Universidad Griffith, el equipo encontró deficiencias con los esfuerzos de datación anteriores en el sitio de la cueva donde se han hallado los restos de esta extraña especie.

"De hecho, el Homo floresiensis parece haber desaparecido poco después de que nuestra especie llegase a Flores, lo que sugiere que fuimos nosotros quienes los condujo a la extinción", dice el Profesor Asociado Maxime Aubert, un geocronólogo y arqueólogo de la RCHE, que midió la cantidad de uranio y torio dentro de los fósiles de Homo floresiensis para probar su edad.

"La ciencia es inequívoca", dijo Aubert. "Los restos óseos de los pequeños Hobbit se remontan a 60.000 años atrás, pero la evidencia de sus sencillas herramientas de piedra continúa hasta hace 50.000 años. Después de esto ya no hay rastros de estos seres humanos."

Mientras excavaban en la cueva de piedra caliza Liang Bua en el año 2003, los arqueólogos encontraron huesos de seres humanos diminutos diferentes de las personas vivas hoy. Los investigadores concluyeron que los diminutos habitantes de las cuevas evolucionaron a partir de una rama más antigua de la familia humana que había sido abandonada en Flores hace al menos un millón de años. Se pensó que esta población previamente desconocida vivió en Flores hasta hace unos 12.000 años.

Pero el sitio es grande y complejo y los excavadores originales excavaron solamente una pequeña porción de la misma. Años de excavación adicional han conducido a una comprensión mucho más clara del orden de las capas arqueológicas. Ahora es evidente que cuando el equipo original recogió muestras para datar la capa principal que contiene los huesos Hobbit, erróneamente lo tomó de una capa superpuesta que tiene una composición similar, pero mucho más joven.

"Este problema ya se ha resuelto y las fechas publicadas recientemente proporcionan una estimación más fiable de la antigüedad de esta especie", dijo Aubert. Pero el misterio de lo que ocurrió con estas criaturas se mantiene.

El arqueólogo del RCHE Adam Brumm, que también participó en el estudio, dijo que los Hobbits fueron propensos a tener otras cuevas habitadas en Flores, lo que puede producir señales más recientes de su existencia. Él cree que el Homo floresiensis probablemente sufrió el mismo destino que tuvieron los neandertales de Europa: nuestra especie simplemente entró en competencia y los reemplazó en unos pocos miles de años.

"Podrían haberse retirado a partes más remotas de Flores, pero es un lugar pequeño y no podrían haber evitado nuestra especie por mucho tiempo. Creo que sus días estaban contados el momento en que pusimos el pie en la isla".