Los animales de explotaciones positivas en tuberculosis podrán ir a un cebadero no calificado

De izquierda a derecha, Alberto Martín (presidente de la UCHAE), Ricardo Escribano (responsable vacuno Asaja), Luis Ángel Cabezas (presidente provincial), Agustín García (presidente Morucha) y José Vidal (limisín) (Foto: Chema Díez)

El grupo de trabajo que lo ha logrado, liderado por Asaja Salamanca, y que cuenta con representantes de Morucha, Limusín y Charolés, ha conseguido además que solo 242 de las 5.187 explotaciones de la provincia hagan la segunda vuelta de saneamiento en tuberculosis.

Los ganaderos de la provincia de Salamanca y del resto de Castilla y León tienen motivos para el optimismo después del anuncio de Asaja Salamanca tras la labor ejecutada por la mesa de trabajo que componen además asociaciones como la Morucha, el Charolés o el Limusín.

 

La labor de esta mesa de trabajo, liderada por Asaja Salamanca, se ha centrado en dos puntos principales como son que los animales de explotaciones positivas en tuberculosis puedan ir ya a cebaderos no calificados en lugar de directos al matadero y que se ha logrado que solo 242 de las 5.187 explotaciones de la provincia tengan que dar la segunda vuelta de saneamiento por haber tenido problemas de tuberculosis en los últimos tres años.

 

"Consideramos que estas dos medidas son un éxito para los ganaderos y para todo el sector pero no nos vamos a quedar ahí porque vamos a seguir trabajando en otros aspectos importantes, con la colaboración y agradecimiento al Ministerio y a la dirección general de Producción Agropecuaria de la Junta". Así lo ha indicado Luis Ángel Cabezas, presidente provincial de Asaja, quien estuvo acompañado por representantes de las razas Morucha, Limusín y Charolés. que también forman parte de la mesa de trabajo.

 

SEGUNDA VUELTA DE SANEAMIENTO

 

En relación al apartado del saneamiento, Luis Ángel Cabezas indicó que el año pasado solo en la unidad veterinaria de Guijuelo tuvieron que hacer la segunda vuelta de saneamiento más de 500 explotaciones por tener el índice de prevalencia del 3% en tuberculosis.

 

En 2012 eran 8 las unidades veterinarias las que se vieron obligadas a hacer la segunda vuelta, porcentaje que se refiere a la gran mayoría de Salamanca, por lo que conseguir que solo 242 explotaciones hagan esta segunda vuelta en 2014 "es un éxito rotundo", agregó.

 

ANIMALES POSITIVOS, A CEBADERO

 

Otro de los grandes hitos logrados por esta mesa de trabajo es que a partir de ahora, los animales de explotaciones positivas en tuberculosis van a poder ir a un cebadero no calificado y no directos al matadero como estaba fijado hasta ahora, de modo que no serán cebados en la propia explotación.

 

"Para este gran logro se ha volcado la dirección general de producción agropecuaria que ha buscado apoyos en otras comunidades como Castilla-La Mancha, Extremadura o Andalucía y que supone que el ahogo de los ganaderos en condiciones poco rentables para el cebo. Su destino serán cebaderos con una calificación inferior", destacó.

 

No en vano, estas explotaciones deben tener una serie de requisitos:

 

- Los terneros que salgan de esas explotaciones deben ser menores de 8 meses.

 

- Deben viajar solos en los camiones sin mezclarse con animales de otras explotaciones.

 

- Deben estar saneados 30 días antes del movimiento o 42 días si la prueba de tuberculosis ha sido la de la misma explotación.

 

Por su parte, los cebaderos de menor calificación, destino de estos animales, tendrán que estar ubicados en unidades veterinarias no calificadas y en Salamanca no va a existir ningún problema porque solo Sequeros tiene este requisito, aunque los animales también pueden salir a otra unidad veterinaria de Salamanca, a otras provincias de la Comunidad o a otras regiones limítrofes.

 

"Queremos seguir trabajando para que el saneamineto ganadero sea lo menos dañino para el profesional y no vamos a parar aquí, ni mucho menos", añadió Cabezas.

 

BRUCELOSIS

 

Por otro lado, en lo que se refiere a la brucelosis, solo 5 de las 5.187 explotaciones de la provincia de Salamanca dieron positivo, cifra que representa un porcentaje mínimo, "gracias al trabajo y a la buena disposición de las partes para evitar más problemas al ganadero, lo que es un éxito", argumentó el presidente provincial de Asaja.

Noticias relacionadas