Lola Herrera trabaja por traer 'Cinco horas con Mario' a Valladolid

A.MINGUEZA

En el marco de la 49 Feria de Libro la actriz vallisoletana, la directora Josefina Molina, y el productor de la adaptación teatral de la obra de Miguel Delibes José Sámano analizaron el éxito de la representación.

"Nos gustaría traer 'Cinco horas con Mario' a Valladolid". Ese es el deseo que ha expresado el productor José Sámano, quien junto a la famosa actriz Lola Herrera y a la directora Josefina Molina han desarollado esta tarde de lunes 13 de junio un coloquio sobre la vigencia de la obra del escritor Miguel Delibes.

 

La gran respuesta del público a la representación que durante mayo y junio se está desarrollando en el teatro Reina Victoria de Madrid ha motivado para que, de común acuerdo, las diferentes partes que intervienen en el proceso de creación se hayan puesto de acuerdo para intentar ampliar la función varias semanas más, e intentar que llegue a Valladolid. "Es posible que dentro de la obra nueva que Lola va a comenzar el 5 de agosto podamos hacer algunas plazas con Mario, ojalá Valladolid. No es seguro pero es probable", explicó Sámano. 

 

Actriz, directora y productor estuvieron de acuerdo en catalogar 'Cinco horas con Mario', un monólogo en el que Carmen Sotillo vela el féretro de su difunto marido, como una obra feminista que retrata "la situación de la mujer en los años 60, que era responsabilidad suya y también de los hombres". El texto de Delibes cumple este año su 50 aniversario y la representación también sirve de "radiografía esencial del franquismo", en palabras de la directora Molina: "Nos dicen los jóvenes ahora que la obra ayuda a entender a sus abuelos. Hoy el público se ríe mucho más que antes, sufrimos la ideología franquista y eso no nos dejaba apreciar el trasfondo de la obra".

 

Por su parte Lola Herrera, que por tercera vez se vuelve a meter en la piel de Carmen Sotillo, reconoció que al principio "tenía pudor por hacer a un personaje mucho más joven" pero que ahora está "disfrutando más que nunca". "'Cinco horas con Mario sirve a la juventud para informarse de una época de nuestra España. A los mayores les trae recuerdos y a los jóvenos los orienta sobre lo que es vivir una dictadura" detalló la actriz, cuya interpretación es considerada como una de las claves que explican el éxito en Madrid, según José Samano. "Es el personaje de su vida", concluyó el productor.