Llorente acerca al Sevilla a octavos

Llorente, el protagonista del partido

El Sevilla hace los deberes y vuelve con fuerza a su competición fetiche.

FICHA TÉCNICA.


SEVILLA: David Soria; Coke, Carriço, Kolo, Escudero; N'Zonzi, Cristóforo (Iborra, min.71); Vitolo, Banega, Krohn-Dehli (Konoplyanka, min.73); Llorente (Gameiro, min.58).

MOLDE FK: Horvath; Toivio, Gabrielsen, Forren, Flo; Moström, Aursnes (Svendsen, min.81), Berg Hestad, Elyounoussi (Eirik Hestad, min.64); Diouf y Gulbrandsen.

GOLES:

1 - 0, min. 35, Llorente.

2 - 0, min. 49, Llorente.

3 - 0, min. 72, Gameiro.

ÁRBITRO: Gediminas Mazeika (LIT). Amonestó a Gulbrandsen (min.11) y Diouf (min.13) en el Molde.

ESTADIO: Sánchez Pizjuán.

 

El Sevilla solventó sin problemas (3-0) con dos goles de Fernando Llorente y uno de Kevin Gameiro su estreno en la Europa League ante el Molde FK y dejó prácticamente sentenciada la eliminatoria de dieciseisavos de final antes de viajar a Noruega.

Los de Unai Emery salieron un poco dormidos al césped del Sánchez Pizjuán, y aunque lograron tener el control del balón y lo manejaron a su antojo, no encontraron la forma de atravesar la barrera defensiva de los de Ole Gunnar Solskjaer. Los andaluces lo intentaron desde fuera del área sin ninguna suerte.

No fue hasta casi los 20 minutos de partido cuando el Sevilla, con un disparo de Banega, creó peligro sobre la portería de Horvath. El argentino, uno de los más activos de la primera mitad junto al canario Vitolo, armó la pierna derecha y soltó un zapatazo que pasó muy cerca del palo izquierdo del guardameta rival.

El Molde consiguió aguantar el arreón del Sevilla, aunque en ataque lo más peligroso que realizó el cuadro nórdico -en los primeros 45 minutos- fue un disparo de Gulbrandsen. Al conjunto noruego le haría pesar su inexperiencia en una eliminatoria ante el actual campeón. No lograron circular el balón y se centraron en mantenerse férreos en defensa.

Curiosamente, y pese a estar media hora desaparecido, el riojano Fernando Llorente, comenzó a cocinar su gran noche. Su primer intento hizo presagiar lo que sucedería cuatro minutos más tarde. Llorente, en fuera de juego y a pase de Vitolo, puso el balón ajustado al palo izquierdo del portero estadounidense para desquitarse la mala racha que sufría desde que llegó a la capital andaluza.

Tras el paso por los vestuarios, el ex de la Juventus regresó más motivado y siguió en la misma línea. Tras un cabezazo que pasó rozando la escuadra derecha rival, Llorente, en esta ocasión a pase de Koke, remató un balón de primeras para poner el 2-0 en el luminoso. Un gol que el de La Rioja celebró con rabia.

El Molde fue desapareciendo del partido progresivamente y se notó que no jugaban un partido oficial desde hacía dos meses. No le aguantaba el físico a los noruegos y el Sevilla no se bastaba con el 2-0. Tras una gran vaselina de Koke, que se estrelló en el larguero y que casi supone el 3-0, y muy buenas combinaciones de derecha a izquierda, el francés Kevin Gameiro, que entró en sustitución de Fernando LLorente, no faltó a su cita con el gol y sentenció la eliminatoria con un zapatazo que pasó por debajo de Horvath.

Los de Unai Emery continúan con su racha de victorias en Europa y demostraron una vez más que la Europa League sigue siendo su competición estrella. Los nervionenses se marchan, una vez más, sin conocer la derrota del Sánchez Pizjuán y siguen aumentando la dinámica de victorias consecutivas (10) como local en la segunda competición europea.

 

Noticias relacionadas