Las temperaturas se mantienen hasta el jueves y el sábado bajarán "bruscamente"

Las lluvias y las tormentas afectarán esta semana al Levante y a Baleares y una borrasca entrará el jueves por el norte peninsular, por lo que se espera que las temperaturas bajarán "bruscamente" entre el jueves y el sábado, según la Agencia Estatal de Meteorología que espera que el próximo fin de semana tenga un carácter "desapacible".

Así, el portavoz de la AEMET, Alejandro Lomas, ha explicado a Europa Press que este martes podrían registrarse algunas lluvias débiles en el Cantábrico oriental y en el Estrecho, sureste peninsular, Ceuta y Melilla al principio del día, aunque en ambas zonas irán tendiendo a desaparecer y a que los cielos estén poco nubosos. En el resto de España se esperan cielos despejados y ausencia de precipitaciones. Las temperaturas diurnas experimentarán un descenso moderado en Andalucía y Canarias y un ascenso ligero en la mitad norte al tiempo que en el Estrecho se espera viento fuerte.


De cara al miércoles, ha señalado que el tiempo empeorará en Baleares, donde los chubascos débiles o moderados podrían ir acompañados de tormentas y en el área mediterránea aumentará la nubosidad y también podría registrarse algunas lluvias. En cuanto a las temperaturas, se mantendrán en Andalucía y Levante y subirán en el resto del país, un ascenso que será "notable" en el Alto Ebro.

"En general, el tiempo será más estable y las temperaturas mejores en el Cantábrico, y la situación será peor en el Mediterráneo", ha comentado.


EMPEORA EL FIN DE SEMANA EN CASI TODO EL PAÍS
 

Asimismo, ha indicado que el jueves los cielos estarán nubosos o muy nubosos en Levante y Baleares, y que en esas zonas se podrían producir lluvias débiles a moderadas que podrían ser fuertes o acompañadas de tormentas. En el este peninsular se prevén intervalos nubosos mientras que en el resto de la Península predominarán los cielos poco nubosos o despejados. Las temperaturas se mantendrán sin cambios y en Canarias subirán tanto las diurnas como también las nocturnas. El viento soplará del noroeste en Levante y Baleares.

De este modo, Lomas ha apuntado que a partir del jueves, aunque aún hay cierta incertidumbre, parece que el fin de semana la situación va a cambiar de forma "drástica" y el tiempo empeorará. Concretamente, ha dicho que el viernes el cielo estará muy nuboso en Baleares y en el extremo norte peninsular, con precipitaciones débiles que en Baleares podrán ser moderadas y con tormentas. En el resto del tercio norte peninsular serán débiles y dispersas.

En cuanto al resto de la Península, no se esperan lluvias en el cuadrante suroeste y en Canarias, mientras que entrará una borrasca por Canarias que se irá desplazando hacia el Mediterráneo.

Así, ha añadido que espera que las temperaturas caigan unos 10 grados centígrados entre el jueves y el sábado. Es más, ha dicho que este aumento de la inestabilidad que se prevé para el fin de semana dejará probablemente lluvias en Galicia y el Cantábrico e incluso nevará en cotas relativamente bajas, entre los 800 y 1.000 metros. En la zona del Cantábrico las precipitaciones serán fuertes o persistentes.

Lomas ha comentado que esta situación y el descenso de las temperaturas y el viento dejará un fin de semana "muy desapacible", aunque el domingo comenzará a mejorar en el valle del Guadalquivir. También parece que la inestabilidad se mantendrá al inicio de la semana.

RÉCORD DE TEMPERATURAS EN CANARIAS

Por otro lado, el portavoz de la AEMET ha precisado que este fin de semana se alcanzaron máximas que superaron los 20 grados centígrados en la mitad sur peninsular y que en Canarias se superaron el domingo los anteriores récord de temperaturas máximas y mínimas.

Concretamente, ha indicado que este domingo la máxima se produjo en Sevilla, con 28,4 grados centígrados; 25,8 grados centígrados en Badajoz; 23,6 grados centígrados en Granada; 22,4 grados centígrados en Toledo; 22 grados centígrados en Murcia; 21 grados centígrados en Madrid; 21,1 grados centígrados en Vigo; 20,1 grados centígrados en Zaragoza; 18,6 grados centígrados en Santiago; 17,6 grados centígrados en Valladolid; 16,8 grados centígrados en Barcelona; 15,1 grados centígrados en San Sebastián y 14,2 grados centígrados en Santander.

En cuanto a Canarias, este domingo, cuando aún les afectaba la ola de calor de aire de origen africano, se registraron 34,1 grados centígrados en Gran Canaria aeropuerto; 32,4 grados centígrados en San Sebastián de La Gomera; 31,2 grados centígrados en Santa Cruz de Tenerife; 24,6 grados centígrados en La Palma aeropuerto y 17,9 grados centígrados en el observatorio de Izaña.

Finalmente, el portavoz de la AEMET ha destacado que este sábado se alcanzaron en Santa Cruz de Tenerife 35,2 grados centígrados, lo que supera el anterior récord que se produjo el 25 de abril de 2008, cuando se llegó a 34,7 grados centígrados. Asimismo, también se batieron récord en cuanto a la temperatura mínima, por lo alta que fue. Concretamente, el sábado la mínima fue de 21,9 grados centígrados en Tenerife norte, cuando la anterior mínima máxima se produjo en abril de 1980, con 20,3 grados centígrados. Igualmente, el domingo se superó la efeméride, ya que la mínima llegó a 22 grados centígrados en Tenerife norte.